coronavac

OMS aprobó el uso de la CoronaVac, vacuna contra el COVID-19 de Sinovac

La OMS aprobó el uso de emergencia de la vacuna CoronaVac. Es la segunda de origen chino y el sexto en general en recibir el visto bueno del organismo internacional.

Foto con fines ilustrativos: Pixinio / Carlos Loría
Foto con fines ilustrativos: Pixinio / Carlos Loría

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dio luz verde al uso de emergencia de la vacuna CoronaVac, desarrollada por el laboratorio de origen chino Sinovac y que protege contra el COVID-19. Eso da a los países financiadores, agencias de compras y comunidades la capacidad de asegurar que cumple normas internacionales de seguridad, eficacia y fabricación.

“El mundo necesita desesperadamente varias vacunas contra COVID-19 para hacer frente a la enorme desigualdad de acceso en todo el mundo”, dijo Mariângela Simão, subdirectora general de la OMS para el Acceso a Medicamentos y Productos Sanitarios. “Pedimos a los fabricantes que participen en el Mecanismo COVAX, compartir sus conocimientos y datos, y contribuir a controlar la pandemia”.

La aprobación de uso de emergencia es un requisito previo para que una vacuna sea incluido en el mecanismo COVAX. “La evaluación la lleva a cabo el grupo de evaluación de productos, compuesto por expertos en reglamentación de todo el mundo y un Grupo Asesor Técnico, encargado de llevar a cabo la evaluación beneficio-riesgo para una recomendación independiente sobre si una vacuna puede incluirse en la lista para uso de emergencia y, si es así, en qué condiciones”, dijo la OMS en un comunicado.

“En el caso de la vacuna Sinovac-CoronaVac, la evaluación de la OMS incluyó inspecciones in situ de las instalaciones de producción. El producto es una vacuna inactivada. Sus fáciles requisitos de almacenamiento lo hacen muy manejable y particularmente adecuado para ubicaciones con pocos recursos”, prosigue.

“Con base en la evidencia disponible, la OMS recomienda el uso del agente inmunizante en adultos de 18 años o más, en un esquema de dos dosis, espaciadas de dos a cuatro semanas. Los resultados de eficacia mostraron que la vacuna previno la enfermedad sintomática en el 51% de los vacunados y previno el COVID-19 grave y la hospitalización en el 100% de la población estudiada”, explica la OMS.

 

Te puede interesar

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje