UNA TAZA

Los adultos mayores que toman té son menos propensos a la depresión

Varias investigaciones han sugerido que existe un vínculo entre la depresión y el consumo de té.

Foto: Pixabay
Foto: Pixabay

La represión en adultos mayores es un problema global: más del 7% de las personas mayores de 60 años sufren o han sufrido algún trastorno depresivo mayor.

En consecuencia, se están realizando investigaciones para identificar posibles causas, que incluyen la predisposición genética, el estado socioeconómico y las relaciones con la familia, los amigos y la comunidad en general.

Una nueva investigación realizada por investigadores de la Universidad Nacional de Singapur (NUS) y la Universidad Fudan de Shanghai plantea otra posibilidad: se encontró un vínculo estadísticamente significativo entre un consumo regular de té y niveles más bajos de depresión en las personas adultas mayores.

Si bien los investigadores aún no han establecido una relación causal entre el té y la salud mental, sus hallazgos, que aparecen en BMC Geriatrics, muestran una fuerte asociación.

Una taza por tu salud

El té es popular entre los adultos mayores en muchos países del mundo, y varios investigadores han estado estudiando recientemente los posibles efectos beneficiosos de la bebida.

Un estudio separado de la NUS, que apareció en la revista especializada Aging en junio pasado, por ejemplo, encontró que el té puede tener propiedades que ayudan a las áreas del cerebro a mantener una función cognitiva saludable.

“Nuestro estudio ofrece la primera evidencia de la contribución positiva del consumo de té a la estructura cerebral y sugiere un efecto protector sobre la disminución de la organización cerebral relacionada con la edad”, dijo Junhua Li, autor principal.

Ese artículo anterior también cita investigaciones que muestran que el té y sus ingredientes activos, como lo son la catequina, la L-teanina y la cafeína, pueden producir efectos positivos sobre el estado de ánimo, la capacidad cognitiva, la salud cardiovascular, la prevención del cáncer y la mortalidad.

Aún faltan más estudios para entender cuál es la conexión o el efecto directo del té en la reducción de incidencia de la depresión en adultos mayores. Investigaciones que están en proceso analizan otras variables como el género, la educación, la residencia, el estado civil y el tamaño de la jubilación que reciben los ancianos.

 

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje