INVESTIGACIÓN

El maltrato hacia los animales puede indicar abuso infantil

Un estudio británico sugiere que los niños que maltratan a los animales podrían haber sido víctimas de abuso ellos mismos.

El maltrato hacia los animales puede indicar abuso infantil. Foto ilustrativa Pixabay
El maltrato hacia los animales puede indicar abuso infantil. Foto ilustrativa Pixabay

Según sugiere una investigación británica los niños de a partir de 10 años que maltratan a los animales de forma intencional tienen entre dos y tres veces más probabilidades de haber sido abusados que los niños que tratan a los animales con respeto.

“Preguntar sobre los antecedentes de maltrato animal en un historial de protección debería ser algo común, y se debe fomentar que los veterinarios y los servicios de menores compartan información, para proteger a los niños y animales vulnerables”, consideraron los investigadores que formaron parte del estudio, la Dra. Fiona Finlay, del Hospital de St. Martins en Bath, y el Dr. Richard Lee-Kelland, de la Universidad de Bristol.

Los investigadores también encontraron que los niños que son testigos de violencia entre sus padres tienen más o menos tres veces más probabilidades de maltratar a los animales.

De todas maneras el estudio, publicado en la revista Archives of Disease in Childhood, no probó un vínculo causal entre el abuso infantil y el maltrato animal, y las probabilidades de maltrato diferían según el sexo, explicaron los autores del trabajo.

“Los informes de chicas que maltrataban a animales son menos prevalentes que los de los chicos, y hay algunas sugerencias de que las chicas que sí reportan que maltratan a los animales son más propensas a ser parte de un abuso más amplio”, precisaron.

Finlay y Lee-Kelland explicaron que en los niños más pequeños el maltrato animal con frecuencia se atribuye a una exploración del mundo que los rodea.

Y agregaron que el maltrato animal es común entre los niños, y hasta un 44% probablemente muestren ese tipo de conducta en algún momento, pero resaltaron que es probable que la tasa verdadera sea mucho más alta, porque los padres o los niños quizá no estén dispuestos a reportarlo, y que se debe conocer los motivos por los que sucede.

Más investigaciones

Mientras que resaltaron que no está claro que qué constituye la crueldad animal.

“Existen diferencias de opinión respecto a qué constituye el maltrato a un animal, y cuáles animales se deben incluir en la definición”, expresaron.

“Por ejemplo, ¿se debe restringir solo a los animales de compañía vertebrados grandes, como los perros y los gatos, o incluir a animales más pequeños, como roedores o aves, o incluso los insectos?”, cuestionaron.

En ese sentido consideraron que se deben realizar más investigaciones para identificar los patrones y los tipos de maltrato animal que podrían ser más indicativos de abuso infantil o en la familia.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje