SALUD ALIMENTICIA

La cantidad de alergias al gluten no está aumentando. ¿Por qué las dietas libres de gluten sí?

El número de personas en Estados Unidos que se dicen "libres de gluten" se triplicó entre 2009 y 2014, pero la cantidad de aquellos que sufren la enfermedad celíaca o la inhabilidad de digerir el gluten se ha mantenido estable. Esto significa que muchas personas deciden dejar de comer el conjunto de proteínas sin fundamento científico alguno.

Un nuevo estudio publicado en la revista Journal of the American Medical Association (JAMA) muestra que el porcentaje de estadounidenses que tienen dietas “sin TACC” (sin trigo, avena, centeno o cebada) creció de 0.52% en 2009 a 1.69% en 2014. En contraposición a esto, el porcentaje de celíacos decreció de 0.70% a 0.58% de 2009 a 2014.

Según el estudio, no existe suficiente información que valide el abandono del consumo de gluten por parte de aquellas personas que no sean intolerantes a dichas proteínas o que padezcan la enfermedad celíaca.

Además, si una persona abandona el consumo de gluten sistemáticamente, su cuerpo podría volverse intolerante al dejar de producir las enzimas que lo digieren, afirma la doctora Roser de Castellar, directora del departamento científico de la compañía Santiveri, en España.

Otros médicos también advierten que aquellos productos en los que se ha eliminado el gluten pueden adicionarse con más azúcar o grasa para mejorar el sabor.

 

¿Una moda sin fundamento médico?

Una medición basada en las búsquedas de las palabras “gluten free” en Google mostró que personas en prácticamente todos los estados de EE.UU. buscan información sobre dietas sin TACC. En contraposición al boom actual de las dietas sin gluten, en 2009 solamente algunos estados del oeste y medio oeste del país mostraban a personas interesadas en esa información.

Otra encuesta realizada por Gallup concluyó que una de cada cinco personas en Estados Unidos ha eliminado total o parcialmente el gluten de su dieta diaria.

Algunos estudios previos habían indicado un incremento en pacientes con enfermedad celíaca en EE.UU., pero este reciente estudio publicado por la JAMA parece haber encontrado lo opuesto: el incremento de personas con dietas gluten-free es superior al de pacientes con celiaquía.

Las dietas sin gluten promocionan numerosos beneficios como pérdida de peso y reducción en las molestias gastrointestinales, pero no existe aún suficiente evidencia científica que respalde estas y otras supuestas ventajas de eliminar el trigo, la avena, el centeno y la cebada de la alimentación.

Daphne Miller, profesora del Departamento de Medicina Familiar y Comunitaria de la Universidad de San Francisco, California, y que participó del estudio, afirmó que el aumento de las dietas libres de gluten son el resultado de un aluvión de mercadeo y publicidad a favor de productos y alimentos sin TACC. Miller invitó a los científicos a aprovechar la popularidad de esta moda dietaria para realizar estudios e investigaciones que determinen cuáles serán las consecuencias de que las personas dejen de comer las proteínas.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje