PREFERENCIA

Los gatos pueden ser diestros o zurdos

Una nueva investigación sugiere que los felinos domésticos tienen preferencia por una u otra de sus patas delanteras para realizar actividades de su vida diaria.

Foto: Pixabay
Foto: Pixabay

Una nueva investigación llevada a cabo en el Reino Unido y publicada en la revista Animal Behaviour  confirmó que los gatos, al igual que los humanos, tienen una preferencia por alguna de sus dos patas delantera, ya sea por su la derecha o la izquierda.

Según el estudio, la preferencia podría tener una relación con el género: las hembras prefieren usar la pata derecha, mientras que los machos prefieren usar la izquierda.

Los resultados de la investigación están en sintonía con los de otras hechas previamente, que ya habían identificado cierta preferencia por una u otra pata en los felinos Felis silvestris catus, o sea los gatos domésticos.

De acuerdo con el equipo de la Universidad de Queen en Belfast, en el Reino Unido, “los hallazgos apuntan cada vez más a las diferencias subyacentes en la arquitectura neuronal de los animales masculinos y femeninos”, dice una de las investigadoras, Deborah Wells.

La pata preferida

La escogencia predeterminada de las patas de los felinos por la izquierda o la derecha varia también según las actividades que estaban realizando: el 73% mostraba un sesgo cuando buscaba comida, el 70% cuando renunciaba a algo y el 66% por pisar algo.

También hallaron una conexión entre la pata preferida y la propensión a sufrir de más o menos estrés. “Los animales de extremidades izquierdas, que dependen más del hemisferio derecho para procesar la información, tienden a mostrar respuestas más fuertes al miedo, arrebatos agresivos y afrontar peor las situaciones estresantes que los animales que tienen la extremidad derecha y dependen más del hemisferio izquierdo para el procesamiento”, dijo Wells al periódico The Guardian.

Todos gatos que habían sido esterilizados o castrados antes del inicio del experimento por lo que los investigadores no descartan también una influencia de las hormonas en el cambio de pata.

“Hay alguna sugerencia de que la preferencia de las extremidades podría ser un indicador útil de la vulnerabilidad al estrés”, dice Wells. “Los animales ambidiestros sin preferencia por un lado u otro, y aquellos que están más inclinados al dominio de los miembros izquierdos, por ejemplo, parecen más frívolos que aquellos que se inclinan más hacia el uso de la extremidad derecha”, concluyó.

Los gatos son animales fascinantes. Un estudio demostró que, al igual que los perros, los mininos tendrían la misma memoria episódica, lo que significa que pueden recordar eventos y lugares, y los pueden asociar con hechos y razones que pueden recordar a voluntad.

 

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje