Chávez arrasó en las elecciones regionales venezolanas

Chávez triunfó en 20 de las 22 gobernaciones que estuvieron en disputa en las elecciones regionales del 31 de octubre, fecha que queda marcada en el calendario de América Latina por las elecciones, además, en Uruguay, Brasil y Chile. Desbancó a la oposición de siete de los ocho estados que gobernaba, además de desplazarla de la Alcaldía Mayor de Caracas y de municipios fundamentales. Esta jornada establece una continuidad con el referéndum del 15 de agosto, que confirmó a Chávez en la presidencia con 60% de los votos. La oposición está deshilachada y con representación mínima.

 

Ganó 20 de 22 gobernaciones

El chavismo ganó con el diputado Juan Barreto la emblemática Alcaldía Mayor de Caracas, en manos del líder opositor Alfredo Peña, quien renunció a postularse cuando las encuestas lo daban claramente perdedor. Lo mismo que hizo Menem en el segundo turno frente a Kirchner. Peña, que con la Policía Metropolitana a su mando cometió toda clase de tropelías contra la población, está acusado del delito de malversación específica por parte del presidente del Colegio Médico de Caracas, y tiene prohibido por la justicia abandonar el país. A la vez, el sector de gobierno mantiene las populosas alcaldías de Caracas, la del distrito Libertador, con Freddy Bernal, y la de Sucre, con José Vicente Rangel Avalos. Allí se concentra la población de menores recursos.

El sector del gobierno desplazó a la oposición de 7 de sus 8 gobernaciones. En Anzoátegui ganó con alto porcentaje el activo diputado Tarek William Saab, y en Apure lo hizo Jesús Aquilarte. En el selvático estado de Bolívar, el general ® Francisco Rangel Gómez derrotó al gobernador opositor Antonio Rojas Gómez, quien se niega a entregar el cargo. En el industrial estado de Carabobo, el gobernador Henrique Salas Feo (integrante del clan Salas-Römer que desde hace décadas tiene el dominio incompartido del estado, y en torno al cual se juntó toda la oposición, empezando por AD y el Copei) se niega a reconocer su derrota a manos del general (r) Luis Acosta Carlez, e impugna la elección. En el estado de Miranda, al este de Caracas, el candidato chavista Diosdado Cabello, de relevante actuación contra el golpe de Estado, derrotó a Enrique Mendoza, ex jefe de la alianza opositora Coordinadora Democrática e impulsor del referéndum para revocar el mandato presidencial. El gobernador saliente, que en 30 años de carrera política nunca perdió una elección, se niega a acatar el fallo de las urnas. Actitud similar mantiene el gobernador opositor de occidental estado de Yaracuy, Eduardo Luppi, derrotado por Carlos Jiménez. En Monagas, José Gregorio Briceño, del MVR, desplazó al adeco Guillermo Call, que reconoció su derrota. En los casos de insubordinación, el gobierno declaró que hará cumplir la voluntad electoral y sacará con la fuerza pública a los gobernadores que no entreguen sus cargos.

El gobierno retuvo 13 de las 14 gobernaciones en sus manos: Aragua, Barinas, Cojedes, Delta Amacuro, Falcón, Guárico, Lara, Mérida, Portuguesa, Sucre, Táchira, Trujillo y Vargas.

 

Debacle de la oposición

La oposición se quedó apenas con el importante estado petrolero de Zulia, con Manuel Rosales, ganó Nueva Esparta (Isla Margarita) con el adeco Morel Rodríguez que desplazó al emeverrista Alexis Navarro, y se mantuvo con los municipios del Chacao con Leopoldo López y de Baruta con Henrique Capriles Radonsky, enjuiciado éste por acciones criminales contra la embajada de Cuba durante el golpe de estado de 2002.

El secretario general de Acción Democrática (AD), Henry Ramos Allup, dijo en rueda de prensa el día 1º que “la Coordinadora Democrática se acabó y lo de la unidad fue un fetiche”. Se estima que AD perdió el 60% de las alcaldías en su poder, entre ellas una de las más importantes, Mérida. Antes de esa declaración, el candidato opositor independiente a la Alcaldía Mayor de Caracas, Pablo Medina, había señalado que “en la noche del 31 de octubre todos podrán ir a las funerarias para ver el cadáver político de la oposición…Estas elecciones se han transformado en el referéndum revocatorio Nº 2″. Por lo visto, acertó.

 

A Tabaré, desde Caracas

En la madrugada del lunes 1º, hablando con la gente en las afueras de Miraflores, Chávez declaró: “Esta gran victoria bolivariana confirma que lo que estaba por nacer nació, y lo que estaba por morir murió.

Venezuela cambió para siempre. La revolución llegó para siempre, esto no tiene vuelta atrás”. Envió un saludo al candidato triunfante de la coalición de izquierda en las elecciones de Uruguay: ” Un saludo desde Caracas, Tabaré, bienvenido a esta línea de batalla”. Con menciones al ideario de Artigas, y recordando además las elecciones en Brasil y Chile, resumió: “Somos los pueblos que volvemos”. *

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje