UN GRAN CAMBIO

Francis Mallmann, el rey de la carne, dice que el futuro es vegano

El chef argentino, conocido por su fanatismo por la carne y sus distintas formas de comerla, acaba de terminar su primer libro sobre veganismo y asegura que quiere un futuro sin carne.

Chef Francis Mallmann
Chef Francis Mallmann

El chef argentino Francis Mallmann, conocido a nivel mundial por sus técnicas para cocinar carne, apostará a dar un cambio radical en su vida volviéndose vegano.

 

“En unos 30 años, ya no comeremos animales”, dice. “La carne trae muchos problemas, con todo el impacto en la atmósfera al tener tantos animales en el mundo. Creo que también es triste, en cierto modo, que estamos matando a tantos animales de maneras horribles. Estamos sobrepescando los mares. Creo que el futuro está en no comer animales”, dijo Mallmann a perfil.com.

Ya terminó de editar su primer libro de comida vegana rica, saludable y ecológicamente consciente. “Mi objetivo es hacer platos para veganos que sean como el bife. Quiero que se sienten a almorzar o cenar y coman algo tan sustancial como un bife”, agrega.

Un primer paso

“La vida es cambio… tenemos que aprender a cambiar”, dice el famoso cocinero argentino que ha tenido programas en canales internacionales dedicados enteramente a la carne.

Si bien no cree que pueda renunciar de inmediato a la carne (o del todo alguna vez), al menos ya ha dado el paso hacia una alimentación que tenga un impacto menor en el medio ambiente.

A prohibir la salmonicultura

Mallmann también se ha sumado a una campaña para prohibir la salmonicultura en Tierra del Fuego, debido al gran impacto ambiental que este tipo de producción industrial produce.

En esta campaña están grandes ONGs internacionales como Greenpeace pero también distintas organizaciones medianas y pequeñas locales del sur de Argentina y Chile.

Piden que se prohíban las salmoneras industriales en el Canal de Beagle.

Adrián Schiavini, biólogo e investigador principal del Centro Austral de Investigaciones Científicas (Cadic) con sede en Ushuaia, explicó a Télam que uno de los principales problemas es la fuga de peces de las jaulas, como ocurrió en la isla Huar (Chile) donde unos 900 mil salmones se escaparon de un criadero de la noruega Marine Harvest.Esos peces “compiten con las especies nativas y se alimentan de ellas. Esto representa la introducción de una especie exótica”, señaló Schiavini.

Gustavo Lovrich, doctor en Biología e investigador principal del Cadic, opinó que “el principal problema” de la instalación de salmoneras es “la producción continua de materia orgánica, y de desechos nitrogenados y fósforo que actúan como fertilizantes. Esa materia cae al fondo que empieza a perder oxígeno cuando los sedimentos son procesados por las bacterias”, mencionó el científico.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje