DOCUMENTAL

“Muchachas de abril”: en homenaje a tres jóvenes asesinadas en la dictadura

Este martes 21 de abril en el Centro Cultural Terminal Goes, a las 19 horas, se presentará el avant-première del documental "Muchachas de abril" de Ignacio Guichón, en homenaje a las tres muchachas asesinadas brutalmente durante la dictadura militar.

Muchachas de abril, documental

“Muchachas de abril” tendrá avant-première en el Centro Cultural Terminal Goes, a las 19 horas de este martes 21 de abril.

Las muchachas

El documental, de Ignacio Guichón, realiza un homenaje a tres muchachas de 19 y 22 años: Laura Raggio, Diana Maidanic y Silvia Reyes (además, embarazada), que fueron salvajemente asesinadas durante la dictadura, en 1974.

De madrugada, en Mariano Soler 3098 bis, comenzó un infierno de gritos y golpes en las ventanas y puerta de entrada: “Abran, abran que tiramos la puerta abajo”.

Le siguió una terrible balacera y luego el silencio solo interrumpido por las ráfagas de ametralladora.
“Es el recuerdo que aún guardan los vecinos de aquella noche en que presenciaron cómo sacaron los tres cuerpos totalmente acribillados de balas”

Ninguno de los militares que participaron en este bárbaro operativo ha sido juzgado por este hecho.

Laura Marta Raggio Odizzio

Uruguaya de 19 añosde edad, soltera y estudiante de la Facultad de Psicología.

“El terror estaba instalado en la casa, de repente sonó el teléfono y su padre atendió: “¿Familia Raggio?… Lo llamamos de las Fuerzas Armadas… Debe pasar a buscar el cadáver de su hija por el Hospital Militar…

Su madre la vio conun balazo en la cabeza y cuando la velaban creyó que se había teñido el pelo de rojo, pero era sangre. Atesoró durante años sus fotos, sus papeles y recortes de prensa. Era la única manera de seguir teniéndola cerca.

Diana Riva Maidanik Potasnik

Uruguaya de 21 añosde edad. Estudiante de la Facultad de Humanidades y Ciencias y maestra deJardín de Infantes.

“Aquel día cuando su madre atendió el teléfono, una voz dijo: “Su hija murió en un enfrentamiento, venga a reconocerla”. Allí en la morgue del Hospital Militar, Flora ve a supequeña amada, tan callada…

Silvia Ivonne Reyes Sedarri

Uruguaya, casada con Washington Barrios. Tenía 19 años de edad, estudiaba y militaba.

“El padre de Silvia debió reconocer a su hija en la morgue del Hospital Militar. Contó más de 30 impactos de bala en su cuerpo, donde además llevaba un embarazo de 3 meses de gestación. Le sacó el anillo de matrimonio de la mano derecha y se lo envió a Washington que ya estaba clandestino en Argentina, donde después sería secuestrado y desaparecido.

En el velatorio, que se hizo en la casa materna, Rapela apareció a provocar. El padre de Silvia en un impulso le sacó el arma y le apuntó a la cabeza, lo sacó de la casa y le dijo que lo iba a matar si le pasaba algo a Stella – hermana de Silvia -. Finalmente pudieron convencerlo de devolverle el arma y Rapela se fue.

La presencia militar no impidió que los vecinos llegaran y en silencio se fueran ubicando en la vereda de enfrente, donde armaron una cadena humana. Cuando salió el féretro, una lluvia de rosas rojas cayó sobre él. Con las manos unidas la gente formó el espontáneo y cálido cortejo.

En el año 2007 el juez, Dr. Pablo Eguren, dispuso el archivo del expediente que investigaba el asesinato de las tres muchachas en 1974. El magistrado clausuró la investigación a pedido del fiscal Enrique Möller. Desde el año 2008 la denuncia se encuentra en la CIDDHH (Corte Internacional de Derechos Humanos) aún sin tener respuesta”.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje