Más cine uruguayo: se estrena La Memoria de Blas Quadra

A poco del éxito de El viñedo, se estrena hoy La Memoria de Blas Quadra, de Luis Nieto, que marca un poco la otra manera de hacer buen cine en Uruguay.

Filmada en 35 milímetros (no en video), en un apartamento (no en calles, campos y barriadas), con protagonistas intelectuales (no marginales, policías y periodistas de serial), sin escenas de gran acción, lo que no quiere decir que no haya una trama con conflicto y suspenso.

Pero es una película profundamente uruguaya, porque refleja los gustos y modos de ver el arte, quizá influido por la literatura francesa y el cine sueco, que fue hegemónico hasta hace algunas décadas.

No en vano el protagonista es un escritor de la generación del 45, que ha perdido la vista y ha pasado un poco de moda.

Y el conflicto principal es con su hijo, que ha emigrado a España, donde se dedica a una literatura comercial y a guiones de cine.

Entre estos dos personajes (Antonio “Taco” Larreta y Ricardo Beiro) circulan tres mujeres: Matilde (Margarita Musto), secretaria del escritor y depositaria de un secreto; Pilar (Laura Schneider), una periodista que publica que el hijo plagia al padre; y Adela (Norma Quijano), una vieja empleada doméstica.

El producto reflexiona sobre el paso del tiempo, la creación, los secretos familiares, la relación con los padres/hijos, la cultura nacional. Y no vale decir más, la película ya antes de estrenarse recibió premios del FONA y del programa internacional Ibermedia.

Que se repita la afluencia a las salas y que cada uno opine.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje