Imprimir

Bonnie & Clyde: rematan las armas

Bonniey y Clyde

Bonnie & Clyde, que cometieron 13 asesinatos, entre ellos el de seis policías, asaltaron una treintena de bancos y comercios importantes, y asolaron en autos robados varios estados norteamericanos, a poco de conocerse en 1930, constituyen actualmente uno de los recuerdos más vívidos, atractivos, y persistentes de la historia delictiva en Occidente.

Durante cuatro años, su alianza amorosa, y su relación con otros gangsters de la época constituyó todo un reto para las autoridades de la época. Finalmente en una emboscada carretera, con policías de Texas y Louisiana, la pareja fue abatida: en el Ford V-8 robado en que viajaban se contaron 167 agujeros de bala. El oficial Frank Hamer, uno de los agentes que participó en la emboscada se quedo con las armas de la pareja como recompensa

Además de las armas, otros objetos personales

Además de la Colt 45, y un revólver 38 que usaba Bonnie, se rematará un revólver de menor calibre que era usado por Clyde. Las armas habían pasado de manos del oficial que los emboscó, a un coleccionista privado.

Los rematadores de RR Auction, anunciaron también que saldrán bajo el martillo otros objetos de la pareja como el reloj hecho totalmente en oro de Clyde, y un portacosméticos, donde Bonnie llevaba su lápiz labial cuando fueron acribillados.

También hay una carta que Clyde escribió a su hermano bajó el seudónimo Bud, con el que intentaba despistar a la pesquisa.

En Estados Unidos se considera a la pareja como los primeros criminales famosos de la era moderna: cada año en el aniversario de la emboscada se celebra el “Bonnie & Clyde Festival” en Gibsland, Louisiana, en el mismo lugar donde fueron muertos. En ese punto, en la autopista 154, un monolito recuerda el hecho.

Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión