Imprimir

El diputado K que se tatuó a Kirchner

Que la figura del ex presidente argentino Néstor Kirchner marcó como pocas a la juventud de su país no es ninguna novedad. Tras el multitudinario agradecimiento con el que miles de jóvenes coparon las calles de la ciudad de Buenos Aires y las plazas de todo el país el 27 de octubre pasado, la imagen de Kirchner se multiplicó en banderas, remeras y afiches por toda la Argentina. Incluso se popularizó la imagen del “Nestornauta”, con la cara del pingüino en la célebre historieta del guionista detenido desaparecido Héctor Oesterheld y su colega dibujante Francisco Solano López

Sin embargo, esta semana la pasión por Kirchner, ese “fuego difícil de apagar” (como lo describió Eduardo Galeano tras su muerte), llegó a un lugar inesperado: Miguel Funes, militante de la agrupación juvenil La Cámpora y diputado bonaerense electo decidió tatuarse la cara del ex presidente, como ilustra la foto que acompaña esta nota.

“Creo que Néstor nos marco a todos nosotros, nos tatuó de alguna forma, todos tenemos un recuerdo imborrable de él. Necesitaba tenerlo en mi piel”, fueron las palabras con las que el diputado de apenas 35 años dio a conocer el dibujo que llevará en su cuerpo y con el que asistirá a las sesiones a partir del próximo 10 de diciembre, cuando le toque asumir la banca.

Junto con Funes, La Cámpora logró ingresar ocho diputados nacionales (todos en torno a los 35 años), un número similar de legisladores provinciales y además tiene ya cargos destacados en el gabinete: el secretario de Justicia, Julián Álvarez tiene 30 años, y otro de sus jóvenes brillantes, el economista Iván Heyn, preside la Corporación Puerto Madero con apenas 34 años.

Funes es oriundo de la localidad bonaerense de Lomas de Zamora, y el 23 de octubre fue electo diputado por la cuarta sección electoral de la provincia de Buenos Aires, dentro de la política de renovación de dirigentes que impulsó la presidenta Cristina Fernández. Justo cuando la última aparición política pública de Kirchner fue en un acto con La Cámpora cuyo eslogan era “Néstor le habla a la Juventud, la Juventud le habla a Néstor”. Juventud así, con mayúscula, como “Política”, dos de las palabras que el ex presidente volvió a poner en el centro del debate en la Argentina y por lo que quedó en la memoria y formación de miles de nuevos cuadros políticos. Y desde ahora, incluso, hasta en algunos cuerpos.

Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión