*

×
LARED21 Regresá a la página de inicio LARED21 Regresá a la página de inicio Enviar Send Bien OK Buscar Search
Iniciar sesión Registro
Último momento
Último momento

Cómo plantar hortalizas sin tierra

Antonio Tizón: Hidroponista

hs

Antonio Tizón vive en el barrio Chimenea, en Paso de la Arena. Tiene 67 años, y algunos quebrantos de salud lo obligaron a jubilarse hace ya varios años. Entonces debió buscar una ocupación que fuera redituable y que llenara su tiempo libre. Siempre le gustó leer y lo que más le atrae son las cosas nuevas. Un día llegó a sus manos un libro de la Unión Panamericana de la Salud que hablaba de hidroponia y cultivos hidropónicos. Enseguida se interesó, consiguió más material y empezó a estudiar, hizo prácticas y en poco tiempo tuvo los resultados. No muchos se dedican a ese tipo de plantaciones en Uruguay, razón por la cual decidió difundir sus conocimientos. Así complementa su ocupación de cultivador con el dictado de cursos. Asegura que las cosas nuevas son resistidas en el país, aunque conoce en la frontera con Brasil a dos cultivadores y en Salto a la firma Caputto que abastece a los grandes supermercados de Montevideo. Dice que existen grandes plantaciones hidropónicas en Alemania, Israel, Canadá, Argentina y España.

 

–¿En qué consiste la hidroponia?

–En la plantación de hortalizas sin tierra. Pueden ser cultivadas en agua o en sustratos sólidos inertes. Estos últimos son los que no tienen vida propia, como la arena, la casacrilla de arroz, la grada o arena volcánica. Lo único que se les agrega en ambos casos son sales minerales. A las plantas que están en sustratos se las riega con agua potable.

–¿Cuál es la diferencia entre plantar en agua o en sustratos?

–En agua se planta lechuga, albahaca y apio. Todas las demás en sustrato. La razón es que éstas son más fáciles de sostener. En el agua se sostiene el tallo con una esponja y una lámina de espuma plast. Si la planta es pesada es imposible sostenerla de ese modo.

–¿Cómo se realiza la plantación y en dónde?

–Se planta en bandejas, que pueden ser de madera, de un metro por un metro con diez centímetros de altura. La altura siempre hay que respetarla porque es la capacidad del agua, necesaria para la extensión de las raíces. La bandeja se recubre con nailon negro como modo de evitar la aparición de algas. La plantación se realiza como en la tierra por medio de semillas comunes. No es necesario tener en cuenta la época del año, se puede cultivar en todas las estaciones.

–¿Qué tipo de hortalizas se cultivan con esta técnica?

–Más de treinta. Lechugas, tomates, morrones, albahacas, apio, cebollas, arvejas, porotos.

–¿Cuáles son las ventajas de la verdura que se obtiene a través de la hidroponia?

–Tienen un ciento por ciento de garantías de sanidad. Son productos cultivados en agua potable, sin contacto con aguas servidas, no se usan pesticidas, ningún abono orgánico, ni químicos. Lo único que se le aporta son sales minerales que es lo que debería tener la tierra. Ellas favorecen el sabor, el crecimiento y el rendimiento que es de 4 a 5 veces mayor de lo que se puede producir en la tierra. De un metro cuadrado se pueden obtener 31 lechugas, mientras que en tierra en ese espacio se sacan ocho o nueve.

–¿Este cultivo tiene los mismos riesgos climáticos o de plagas que la tierra?

–En cuanto al clima existe algún riesgo como un temporal, pero se trata de proteger con invernaderos. Las plagas se controlan de manera natural, se ahuyentan los bichos sin exterminarlos. Matarlos sería romper la cadena ecológica. Se fumiga con plantas aromatizantes como ajo, albahaca o eucaliptos. *

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad — Preguntas frecuentes

Nos alegra que regreses

Completá tus datos para iniciar sesión

¿Querés ser parte de nuestra comunidad?

¡Registrate ya! Sólo te tomará un minuto.

¡Únete a la comunidad de Enredad@s!

Completá el formulario para crear una cuenta

¿Ya formás parte de nuestra comunidad?

¡Iniciá sesión ya! y disfrutá de todo lo que tenemos para ofrecerte.