Imprimir

UNICEF difunde preocupantes cifras sobre pobreza y educación en Uruguay

El Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) en Uruguay expresa a través del Observatorio de los derechos de la Infancia y Adolescencia que pese al crecimiento sostenido, el incremento de los ingresos y la reducción de la desigualdad, “muchos niños uruguayos siguen naciendo y viviendo en condiciones de extrema vulnerabilidad”, y declara que “aún no se advierten cambios significativos en los resultados educativos”.

UNICEF presentó este martes en el Parlamento los resultados de la quinta edición de su Observatorio de los Derechos de la Infancia y la Adolescencia en Uruguay correspondientes a 2012.

En el informe se indica que el país “transita desde hace años un período de sostenido y pronunciado crecimiento que llevó su Producto Interno Bruto a los niveles más altos de la historia del país”.

Reconoce que la pobreza “disminuyó considerablemente no sólo en el conjunto de la población sino en todas las franjas etarias, alcanzando los registros más bajos desde que se dispone de información”.

Sin embargo, “pese al crecimiento sostenido, el incremento de los ingresos y la reducción de la desigualdad en la distribución de la renta, muchos niños uruguayos siguen naciendo y viviendo en condiciones de extrema vulnerabilidad, que les impiden desplegar sus capacidades y potenciales talentos, así como acceder a oportunidades de desarrollo personal y colectivo”

La UNICEF considera que en 2011 “la pobreza llegó a su menor nivel de las últimas tres décadas pero la brecha entre la población general (13.7%) y la infantil, menores de seis años (26.1%), persiste”.

En ese marco, en el informe se asegura que Montevideo registra “uno de los porcentajes de pobreza más altos del país, debido a la tendencia a la concentración urbana”.

“Pese a los logros alcanzados en el país en términos de bienestar general, los niños pequeños y sus familias son los que acumulan mayores desventajas”, se asegura en el estudio.

También considera que anualmente nacen “solamente 47 mil niños”, y estima que “una cuarta parte de ellos vivirá en hogares pobres, un 11% tendrá una talla menor a la esperada, un 31% padecerá anemia a los dos años y un tercio presentará riesgo y/o retraso de desarrollo”.

Educación

En cuanto a la Enseñanza, se reconoce que en el Uruguay “si bien hubo avances en la situación de la infancia en general, aún no se advierten cambios significativos en los resultados educativos”.
Por ello es que proponen como desafío: “proteger las trayectorias educativas a todo nivel”.

Al tiempo que el estudio advierte que la “asistencia insuficiente entre los tres y cinco años en educación Inicial y Primaria es el primer factor que afecta de forma negativa la posibilidad de lograr una inserción oportuna en los primeros años de escolarización”.

“Estas desigualdades persisten en el transcurso de la enseñanza Primaria, se tornan más evidentes y se multiplican en educación Media. Es allí donde se manifiesta la desvinculación temprana, sin alcanzar al menos el ciclo básico obligatorio y mucho menos la educación media superior”, se considera en el informe.

También se expresa que en el fracaso escolar es la etapa donde se advierten las manifestaciones más extremas de vulneración de derechos.
En cuanto a las penas para los menores en conflicto con la Ley, sugiere “el mayor uso de penas alternativas que aparecer como más eficientes contra la reincidencia”.

Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión