Imprimir

Vecinos de Cañuelas ocupan la Intendencia con pancartas de “volver a la dictadura”

Protesta en Cañuelas / elshowtv.com.ar

Los manifestantes que se concentraron en la planta baja del edificio municipal, reclamaron la renuncia inmediata de la intendenta Marisa Fassi, que resistió al tumulto en el segundo piso del mismo local de donde salió recién sobre la medianoche.

El gobernador Daniel Scioli, debió enviar a su ministro de Justicia y Seguridad, y al jefe de Policía de la provincia de Buenos Aires, para intentar devolver la calma a los cañuelenses. Pero la presencia de los policías no hizo más que enardecer a los manifestantes que redoblaron su postura.

La intendenta es suplente de su esposo, el jefe municipal electo, y asumió el cargo cuando el marido asumió como ministro de Asuntos Agrarios del gabinete de Scioli. La comunidad la acusa de ineptitud en el ejercicio del cargo.

Cañuelas: “un pueblo para vivir en paz”

Si bien la localidad de Cañuelas fue desde sus mismos orígenes un poblado alejado de los ruidos de la capital federal, con el tiempo pasó a ser parte del Gran Buenos Aires, donde ahora está incluída.

Pero el lema “un pueblo para vivir en paz”, terminó quedando solamente en eso: los robos y los niveles de agresividad de la delincuencia, buena parte menores de edad, ha rebasado muchos límites de convivencia.

El pasado fin de semana dos hermanos que atendían su supermercado, fueron ultimados a tiros por un motociclista, en lo que se supone una venganza, tras que mandaran a la cárcel hace algunos años a quienes les habían robado el local.

En los últimos dos años han muerto media docena de comerciantes, en una localidad con menos de 25.000 habitantes.

Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión