Imprimir

Llega al cine la vida del famoso médico que, agotado de dar terapia manual, inventó el vibrador a pila para consolar la “histeria femenina”

Joseph Mortimer Granville

La película aspira hacer una reconstrucción de época del siglo XIX y brindar al espectador la historia más real posible de un aparato inventado para curar la “histeria femenina” y que recién en 1952 fue excluida de la lista de enfermedades femeninas que atendían los especialistas.

La “Hysteria” (con “ye” es el nombre de la película, como la palabra griega original que significa “útero”) relata los tratamientos médicos de la época para tratar ese supuesto mal femenino, para el que se recetaban sicoanálisis, pastillas y terapias personalizadas.

Cansancio manual

El New York Daily News, bromea sobre el estreno afirmando que “Hysteria no sacudirá tu mundo, pero es un sustituto perfectamente bueno hasta que llegue algo mejor”.

Y la historia, protagonizada por Hugh Dancy y Maggie Gyllenhaal, secundados por  Ashley Jensen, Felicity Jones, Jonathan Pryce y Rupert Everett, bajo la dirección de Tanya Wexler, conquistó ya nominaciones en los festivales de cine de Roma y Toronto y en los premios de la revista Elle.

La reconstrucción de una Inglaterra victoriana, donde el doctor Mortimer Granville, cansado de dar masajes y descargas a sus pacientes para calmar su histeria, inventa un adminículo sustituto, transformó al galeno en uno de los hombres más populares y solicitados de su época por el público femenino.

Los cambios sociales, el voto femenino, la sociedad cerradamente machista, marcan también un film que excede su categoría, según los críticos, que recién asisten a su estreno en la versión española y la subtitulada ya que el film estaba terminado a fines de 2011.

Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión