14 de marzo

Piden al Parlamento conmemorar el 14 de marzo como el Día de la y del ex preso político

La asociación de ex presos políticos del Uruguay, Crysol, solicitó a la vicepresidenta de la República, Beatriz Argimón, y al presidente de la Cámara de Diputados, Alfredo Fratti, que se conmemore el 14 de marzo Día de la y del ex preso político, de acuerdo a lo resuelto en el año 2017 por la Comisión Especial del Ministerio de Educación y Cultura de la Ley 18.596 (de Reparación a las víctimas de la actuación ilegitima del Estado en el período comprendido entre el 13 de junio de 1968 y el 28 de febrero de 1985).

Uniformes utilizados por los presos políticos durante la dictadura en Uruguay. Foto: LARED21.
Uniformes utilizados por los presos políticos durante la dictadura en Uruguay. Foto: LARED21.

Crysol asegura que recordar y homenajear quienes perdieron la libertad y sus vidas para lograr la derrota de la dictadura, es un acto de justicia. 

Manifiesta que la prisión política, masiva y generalizada, “fue la metodología represiva establecida de manera privilegiada para lograr el sometimiento y disciplinamiento social”, que estuvo asociada, indisolublemente, “a la tortura, sistemática y especializada, incluyendo violaciones y abusos sexuales”.

Más de 25.000 ciudadanos fueron privados de su libertad, de ellos 7.500 fueron condenados por tribunales militares, sin garantías de ningún tipo y alojados en centros de reclusión diseñados para destruirlos en todos los planos.

Crysol recuerda en su carta  que a pesar de la oposición de las Fuerzas Armadas, la reconquista democrática fue un inmenso logro de la sociedad uruguaya.

Gracias a la resistencia, individual y colectiva, a la movilización constante y permanente de miles y miles de uruguayos, en todo el interior del país y también fuera de fronteras, fue posible derrotar la consulta de la dictadura en el plebiscito de 1980 e iniciar el retorno a la vida democrática.

Las ex presas y ex presos políticos fueron parte de la resistencia del pueblo uruguayo a la dictadura.

Su lucha, su sacrificio y su firmeza fueron factores decisivos, en el marco de la movilización de todo el pueblo para lograr la reconquista democrática”, manifiesta Crysol.

Carta de Crysol

“Sra. vicepresidenta de la República Oriental del Uruguay. Esc. Beatriz Argimón.

De nuestra consideración:

Por medio de la presente nos dirigimos a Ud. con el propósito de solicitarle que la Cámara de Senadores que preside conmemore el 14 de marzo Día de la y del ex preso político de Uruguay.

En el marco de lo dispuesto por la Ley 18 596, el Ministerio de Educación y Cultura (MEC), en el año 2017, declaró que ese día, 14 de marzo, se recuerde y homenajee a los miles de luchadores sociales y políticos que fueron privados de su libertad durante la dictadura cívico militar.

El 14 de marzo de 1985, al restablecerse la institucionalidad democrática, fueron liberados desde Cárcel Central los últimos prisioneros del régimen.

Durante la dictadura, hubo casi 200 ciudadanos detenidos desaparecidos, aproximadamente 200 personas fueron asesinadas en ejecuciones extrajudiciales, en la tortura y en los centros de reclusión. Miles y miles de uruguayos fueron forzados a irse del país.

La prisión política masiva y generalizada fue la metodología represiva establecida de manera privilegiada para lograr el sometimiento y disciplinamiento social. Estuvo, asociada indisolublemente a la tortura, sistemática y especializada, incluyendo violaciones y abusos sexuales,

Más de 25.000 ciudadanos fueron privados de su libertad, más de 7.500 de ellos fueron condenados por tribunales militares, sin garantías de ningún tipo y alojados en centros de reclusión diseñados para destruirlos en todos los planos.

A pesar de la oposición de las Fuerzas Armadas, la reconquista democrática fue un inmenso logro de la sociedad uruguaya. Gracias a la resistencia, individual y  colectiva, a la movilización constante y permanente de miles y miles de uruguayos, en todo el interior del país y también fuera de fronteras, fue posible derrotar la consulta de la dictadura en 1980 e iniciar el retorno a la vida democrática.

Las ex presas y ex presos políticos fueron parte de la resistencia del pueblo uruguayo a la dictadura. Su lucha, su sacrificio y su firmeza fueron factores decisivos, en el marco de la movilización de todo el pueblo para lograr la reconquista democrática.

Recordar y homenajear quienes perdieron la libertad y sus vidas para lograr la derrota de la dictadura, es un acto de justicia, de rechazo explícito al terrorismo de Estado, de reafirmación del compromiso con la democracia, la libertad y las normas de DDHH para construir un Uruguay justo y digno.

Sin otro particular, la saludan atentamente,

Gastón Grisoni, presidente.

Enrique Chalar, secretario.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje