violencia en el fútbol

México: 14 heridos graves en riña en partido de fútbol entre Atlas y Querétaro

Se libró una batalla campal que empezó en las graderías y pasó a la cancha. Se habló de víctimas mortales, pero esto luego fue descartado por las autoridades.

Imagen de cuanto los fanáticos de ambos equipos ya habían saltado a la cancha, para seguir peleando.
Imagen de cuanto los fanáticos de ambos equipos ya habían saltado a la cancha, para seguir peleando.

Escenas de violencia extrema se vivieron este sábado en un partido entre los equipos mexicanos de Atlas y Querétaro, en un encuentro de fecha de la Liga Mexicana de Fútbol.

El partido disputado en el Estadio La corregidora, ubicado en Querétaro, terminó con escenas de violencia extrema que comenzaron cuando el marcado era 0-1 a favor del Atlas. En dicho momento, seguidores de los gallos blancos partieron de la excusa de la rivalidad histórica que hay entre ambas hinchadas y atacaron a los rojinegros.

Lo que empezó con una moderada riña en las tribunas se fue saliendo de control hasta que se desbordó por completo y poseyó todo el estadio, obligando a la seguridad del recinto a abrir las puertas de emergencia hacia la cancha.

Sin embargo, la acción no detuvo los incidentes y los fanáticos ya enardecidos siguieron peleando y agrediéndose brutalmente en la gramilla. Imágenes que se viralizaron en redes sociales mostraron a padres y madres con niños pequeños atrapados entre el desastre y tratando de buscar refugio.

En una situación ya de por sí trágica e insólita, videos mostraron a hinchas destruyendo toda la cabina del VAR e incluso otro fanático corta con un cuchillo la malla de una de las portería para robársela.

Descartan muertes

Cuando el partido ya había sido suspendido, se contabilizaban 14 heridos graves en la gigantesca gresca. Los grabaciones muestran a personas que son desnudadas y golpeadas con diferentes objetos hasta hacerlos sangrar. La televisión mexicana no ocultó en sus imágenes los cuerpos de fanáticos tirados por doquier gravemente heridos, muchos de ellos bañados en sangre.

Aunque se habló de varios muertos, posteriormente fue descartado por las autoridades de seguridad del estadio y por la fuerza pública. “Hay 14 lesionados, dos de gravedad y ningún muerto”, confirma gobernador de Querétaro, Mauricio Kuri, desde un hospital al que asistió para mirar de cerca lo sucedido.

“En Querétaro la ley se impone, y en Querétaro no vamos a permitir que unos maleantes hagan este tipo de situaciones (…) Esos no son fanáticos, sino frenéticos, y a los frenéticos vamos a darles todo el peso de la ley”, agregó Kuri.

Te puede interesar

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje