el vacunagate de washington

Donald y Melania Trump se vacunaron en secreto antes de dejar la Casa Blanca

Esto se desprende de una investigación del New York Times, que encontró que el expresidente y su esposa recibieron la vacuna en enero.

Foto de archivo: Flickr / The White House
Foto de archivo: Flickr / The White House

El expresidente de los Estados Unidos y la ex primera dama, Donald y Melania Trump, se vacunaron contra el coronavirus en secreto en enero de este año, y se fueron de la Casa Blanca sin informar públicamente de esto, según publica este martes el New York Times.

Si bien no está claro cuál de las vacunas aprobadas en Estados Unidos se habrían dado y si recibieron una o dos dosis cada uno, la información fue primero reportada por el Times y posteriormente confirmado por la cadena de noticias NBC News con un asesor de Trump cuya identidad prefirió mantener en secreto.

Trump, que pasó prácticamente un año minimizando y relativizando la pandemia del COVID-19, cerró su administración con 25 millones de casos confirmados y 422.000 muertes. Se mostró desafiante a las recomendaciones de las propias autoridades de salud pública de su país y de la Organización Mundial de la Salud al mostrarse sin mascarilla en lugares públicos, incluso el día después de haber sido dado de alta tras padecer el virus.

Durante su tratamiento, el expresidente recibió un cóctel de anticuerpos experimental que no se aplicó públicamente o en masa a ciudadanos. Los Centros para el Control de Enfermedades de EE.UU. (CDC, por sus siglas en inglés) recomienda que los pacientes esperen al menos 90 días después de recibir un tratamiento de este tipo para ser vacunados: Trump se contagió en octubre y se vacunó en enero.

En los últimos meses previos a las elecciones de noviembre, presionó a las farmacéuticas para que desarrollaran a toda velocidad las vacunas contra el coronavirus, pero no logró que sucediera a tiempo para arrogarse las inoculaciones como victorias políticas que devinieran en votos. El pasado domingo, en la Conferencia de Acción Política Conservadora (CPAC, por sus siglas en inglés), dijo que él había presionado a los laboratorios y funcionarios gubernamentales a cargo de las aprobaciones para que se creara la vacuna bajo la operación Warp Speed. Instó a los presentes en el evento a vacunarse pero no reveló haber recibido la vacuna.

El actual presidente Joe Biden y su vicepresidenta, Kamala Harris, recibieron la vacuna públicamente en una movida que tiene como fin darle la confianza a la ciudadanía de que las vacunas son seguras y eficaces. Barack Obama y George W. Bush también se vacunaron abiertamente con las mismas intenciones.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje