AGUA

Tensiones entre México y Estados Unidos por un tratado de agua

México está retrasado en cumplir con lo estipulado en un tratado de intercambio de agua que data de 1944, mientras los estados que deben ceder el líquido atraviesan una severa sequía.

Presa La Boquilla, en Chihuahua, donde se desarrolla el conflicto
Presa La Boquilla, en Chihuahua, donde se desarrolla el conflicto

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, anunció el pasado viernes que su país cumplirá con las obligaciones de un tratado de agua que tiene con Estados Unidos, y eso implicaría que los agricultores del lado mexicano renuncien a gran parte del preciado líquido para pagar millones de toneladas que aún están pendientes de enviar a EE.UU.

México tiene hasta el 24 de octubre para pagar la deuda y el tiempo se agota: las tensiones han ido en aumento en los últimos días cuando colectivos de agricultores y otros manifestantes tomaron una presa en el estado de Chihuahua para detener las transferencias de líquido al norte.

López Obrador había dicho antes que apelará al «entendimiento» de su par Donald Trump, en caso de que México no pueda cumplir con la deuda, y el pasado jueves le agradeció de nuevo por ser «respetuoso» con México en otros temas. «Es una de las cosas que tengo que agradecer al presidente Trump, ha sido respetuoso», dijo el mandatario mexicano el viernes. «Antes se metían como si no fuésemos soberanos, libres. Eso ya no, eso se lo agradecemos mucho», dijo. «Ya no y por eso estamos muy agradecidos».

Las tensiones en la represa tomada treparon al punto de que un manifestante falleció en enfrentamientos con la guardia nacional que envió el gobierno para tratar de retomar el control.

Varios manifestantes entrevistados por Reuters dijeron que el agua está siendo «robada». «Estamos aquí unidos para defender a Chihuahua, defender el agua que nos están robando», dijo Marisa Flores, de 60 años. «Este es el momento más crítico que hemos vivido en Chihuahua».

El tratado del agua

El tratado de intercambio de agua entre Estados Unidos y México data del año 1944, cuando se estableció que México debe entregar a su vecino uno total anual de 431 millones de metros cúbicos del río Bravo. En el sentido contrario, EE.UU. debe compartir 1.850 millones de metros cúbicos del río Colorado.

El gobernador de Texas, Greg Abbott, pidió la semana pasada al Departamento de Estado que ayudara a hacer cumplir el acuerdo. México tiene hasta el 24 de octubre para cumplir con una cuota de cinco años y debe casi un año de suministro de agua, dijo Abbott.

Las tensiones en Chihuahua eran casi previsibles, porque el estado está atravesando una de las peores sequías de las últimas décadas. La Comisión Nacional del Agua de México muestra en su monitor de sequías que gran parte del estado está en estado crítico o severo durante al menos los últimos seis meses, y los estados vecinos de Sonora y Coahuila también están viéndose afectados por la escasez de agua.

López Obrador adelantó que no es posible buscar una extensión del plazo.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje