TIERRA PLANA

Falló otra vez en su intento por develar “la Tierra plana”, pero lo volverá a intentar

Es el mundo de Mike "el loco" Hughes, y todos estamos viviendo en él (desgraciadamente). El autoproclamado profeta de la Tierra plana "no cree en la ciencia" y ha fallado en su último intento de lanzarse al cielo en su cohete casero, lo que significa que tendremos que esperar un poco más para descubrir nuestro planeta "no es redonda".

Mike Hughes planeó lanzar su cohete el sábado 3 de febrero cerca de Amboy, en el desierto de California, con una transmisión en vivo que capturó la acción. Sin embargo, después de 11 minutos en la plataforma, se canceló el lanzamiento, asegurando que había un sello defectuoso o un disparador que causarían problemas en el despegue.

“Odio desilusionar a todo el mundo. Lo único que quería hacer era subirme a esa cosa y lanzarme, estaba listo”, dijo Hughes en un video de YouTube un tanto extraño. “Hice lo mejor que pude”, agregó.

Hughes saltó al estrellato en noviembre de 2017 cuando anunció que se lanzaría en su cohete (otra vez), para “demostrar” que la Tierra es plana. Él mismo construyó el cohete a vapor por solo US$20,000, según dice, que asegura podrá subir aproximadamente 1,6 kilómetros (1 milla) desde la plataforma, a velocidades de hasta 800 kilómetros (500 millas) por hora.

No muy lejos

Se estima que llegará a una altura de unos cientos de metros, muy lejos de lo que ya se considera espacio exterior (a 100 kilómetros de la superficie) y no lo suficientemente alto como para ver gran parte de la curvatura de la Tierra; se puede ver mucho más desde un avión de pasajeros, por ejemplo.

Hughes notó que el cohete necesitaba estar lo suficientemente alto como para poder desplegar un paracaídas y traerlo de regreso a salvo a la Tierra, y esa inquietud es una de las razones por las que se pospuso el lanzamiento.

En su lanzamiento del 2014, las intensas fuerzas G y un paracaídas bastante mal hecho con materiales de baja calidad le causaron lesiones muy graves cuando se precipitó con fuerza a tierra.

Obviamente, si alguien se lanza en un cohete de fabricación casera, probablemente necesite todo para que esté en condiciones de funcionar para evitar lesiones graves, y algo así costaría cientos de millones de dólares. Pero Hughes volverá a intentarlo, aunque señaló que tenía que estar “en la corte el martes ya que estoy demandando al gobernador”. Una modesta audiencia en línea de algunas decenas de personas le dieron el aliento que necesita para seguir intentándolo.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje