MOVERSE

Realizar media hora diaria de actividad física moderada reduce el riesgo de muerte

Realizar actividad física moderada como arreglar el jardín, sacar a pasear el perro y otras actividades similares pueden hacer la diferencia en la salud diaria y reducir el riesgo de muerte en las personas mayores.

Realizar media hora diaria de actividad física moderada  reduce el riesgo de muerte.
Realizar media hora diaria de actividad física moderada reduce el riesgo de muerte.

Nuevos estudios confirman los beneficios de practicar actividad física todos los días para la salud general.

Una investigación llevada a cabo por la University College London encontró que aunque sea de forma modera la actividad física diaria se asocia con una reducción del 17% en el riesgo de muerte.

El estudio publicado en la revista “British Journal of Sports Medicine” observó que relizar actividades sencillas, como caminar suavemente o labores de jardinería liviana, están relacionado con un menor riesgo de muerte en hombres mayores.

Los expertos recomiendan dedicar al menos 150 minutos a la semana a la actividad física de moderada a vigorosa en periodos de unos 10 minutos.
Para el trabajo los investigadores aplicaron datos del ‘British Regional Heart Study‘ a los 7.735 participantes de 24 ciudades británicas, que tenían entre 40 y 59 años cuando comenzó el estudio, en el bienio 1978-80, con el objetivo de averiguar si patrones de actividad podrían contribuir a reducir el riesgo de muerte.

Entre 2010-12 se invitó a los 3.137 voluntarios que seguían vivos a realizarse un chequeo, que incluyó un examen físico y preguntas sobre su estilo de vida, patrones de sueño y si alguna vez les habían diagnosticado una enfermedad cardiaca.

También se les pidió que empleasen un acelerómetro portátil que realiza un seguimiento continuo del volumen y la intensidad de la actividad física, durante las horas de vigilia a lo largo de siete días. Así fueron monotirizados 1.181 hombres, cuya edad promedio fue 78 años, hasta junio de 2016.

Resultados y conclusiones

Como resultado encontraron que el volumen total de actividad física, desde intensidad ligera hacia más fuerte, se asoció con un menor riesgo de muerte por cualquier causa. Concretamente, realizar 30 minutos adicionales de actividad de intensidad suave, como labores de jardinería moderadas o sacar de paseo al perro, se vincularon con una reducción del 17% en el riesgo de muerte. Este vínculo persistió incluso después de tener en cuenta factores de estilo de vida potencialmente influyentes, como el tiempo sedentario.

Barbara Jefferis, investigadora principal de la University College London, explicó que los resultados podrían usarse para redefinir las pautas actuales de actividad física y hacerlas más alcanzables para los adultos mayores, pero recordó que no pueden sacar conclusiones firmes sobre causa y efecto porque se trata de un estudio observacional.

“Los resultados sugieren que todas las actividades, por modestas que sean, son beneficiosas. Por lo tanto, los hombres mayores que no pueden realizar actividades físicas de intensidad moderada, que hacen que el corazón bombee con más fuerza, no deben renunciar la actividad, ya que pueden obtener beneficios importantes para su salud llevando a cabo actividades más livianas“, explicó Jefferis.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje