Imprimir

Sustituir el tiempo de actividades sedentarias por otras de mayor actividad protege la salud cardiovascular

La actividad física aumenta un 6% la protección frente a problemas cardiovasculares, y ese porcentaje aumenta cuando se sustituye el tiempo que se dedicaba a una actividad sedentaria por tiempo para hacer actividad física.

Sustituir el tiempo de actividades sedentarias por otras de mayor actividad protege la salud cardiovascular. Foto: Pixabay

Sustituir el tiempo de actividades sedentarias por otras de mayor actividad protege la salud cardiovascular. Foto: Pixabay

Tras ocho años de ensayo clínico se publicaron los primeros resultados de un estudio multicéntrico PREDIMED-PLUS, que confirman asociaciones anteriores y señalan que dedicar diariamente más tiempo a actividades físicas de intensidad moderada-alta y menor tiempo a actividades sedentarias como ver la televisión, se asocia a una menor presencia de factores de riesgo cardiometabólicos tales como la obesidad, la diabetes y algunos componentes del síndrome metabólico.

El trabajo fue realizado por la Unidad de Nutrición Humana de la Universidad Rovira i Virgili y el grupo del Centro de Investigación Biomédica en Red-Fisiopatología de la Obesidad y la Nutrición (CiberOBN), junto con el resto de los 22 centros españoles que conforman Predimed-Plus, y publicado en la revista científica Plos One.

Los investigadores abordaron la relación entre una vida sedentaria o una vida activa y la salud. Lo que hicieron fue evaluar diferentes tipos de actividad física y actividades sedentarias en una población de 5.576 hombres y mujeres con alto riesgo cardiovascular.

Como parte del trabajo también evaluaron el efecto de sustituir el tiempo que las personas dedican por ejemplo a ver televisión, en este caso una hora, por el mismo tiempo dedicado a diferentes intensidades de actividad física.

Resultados

Al evaluar los resultados encontraron que el aumento de una hora diaria de actividad física de intensidad moderada-alta (andar rápido, subir escaleras, hacer trabajo en el campo o actividades deportivas) se asocia a una protección de entre un 3-6 % frente a la obesidad, diabetes, obesidad abdominal y colesterol HDL-bajo. Contrariamente observaron que el aumento de una hora diaria de televisión se asocia a una mayor presencia de dichos factores cardiometabólicos.

Mientras que al sustituir una hora diaria de televisión por una hora de actividad física moderada-alta encontraron que se asocia a una protección de estos factores de riesgo cardiometabólicos incluso mayor (3-9 %) que la observada al evaluar cada actividad por separado.

Los autores del estudio consideran que estos resultados demuestran la importancia de crear estrategias de salud pública para la prevención de enfermedades cardiometabólicas que se centren en promocionar en sujetos de más de 55-60 años actividades físicas de intensidad moderada-alta, evitar actividades sedentarias y sustituir el tiempo de aquellas actividades más sedentarias por otras de mayor actividad.

Estos temas te pueden interesar:
Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión