Imprimir

Gonzalo Mujica renunció a su banca parlamentaria por discrepancias con el FA

Gonzalo Mujica presentó su renuncia a la banca en la Cámara de Diputados a la cual había accedido por el Movimiento de Participación Popular. “Si yo pensara todo lo que estoy diciendo y me quedara en la banca sería un cobarde y además estaría esperando que me compraran”. Denunció que el MPP fue financiado con fondos “espurios”.

gonzalomujicaGonzalo Mujica renunció este miércoles 13 de setiembre al cargo de Representante Nacional por el departamento de Montevideo, cargo que venía desempeñando desde el año 2005.

Al votarse la renuncia del legislador, que entrará en vigencia a partir del 30 de setiembre, la banca será ocupada por Bettiana Díaz Rey. De este modo, el Frente Amplio vuelve a tener mayorías en Diputados.

Profundas desavenencias

Gonzalo Mujica expresó ante el plenario que mantenía “desavenencias políticas muy profundas”, desde hace dos años y medio con el Frente Amplio.

Recordó que en su momento planteó que el programa del FA “había quedado rápidamente obsoleto y que la rapidez de los cambios en el mundo y la región lo habían vuelto impracticable y que la fuerza política debía darse un debate rápido, para ponerse a tono con las necesidades que ese programa ya no podía cumplir”.

Poco después dijo que esa discusión que reclamaba “se hacía imposible, porque no había manera de discutir en una fuerza política obsesionada por volver a ganar y además cualquier debate profundo llevaba a la posibilidad de una división profunda que costaría la carrera presidencial de 2019”.

“La consecuencia de todo esto es un país que queda paralizado”, denunció.

También dijo que cualquier tema que se elija “el país no tiene respuestas, por ejemplo en educación, salud o política exterior. Todos los temas que se elijan encuentran al país sin respuesta por un gobierno paralizado”.

Trasfondo ético

“Luego aparecieron otra clase de problemas. Comenzó un debate sobre el establecimiento o no de Comisiones Investigadoras, lo que me dejó fuera de la fuerza política, pero que tiene un trasfondo ético”, agregó.

También denunció que se han trasvasado “ciertas condiciones de la ética popular”.

“Eso de que como los otros lo hicieron, nosotros también ahora podemos hacerlo y no importa si somos irregulares o delictivos en el manejo de la cosa pública, porque hemos logrado ciertos estándares importantes en relación a la situación económica o social del país”, dijo.

“Es como decir que si bajar la pobreza fuera un cheque en blanco para el manejo de la cosa pública y los bienes del Estado. No lo considero de izquierda. Esta ética es lumpen, no tiene nada que ver  con la izquierda que conozco”, denunció.

Gonzalo Mujica también dijo: “Si yo pensara todo lo que estoy diciendo y me quedara en la banca, sería un cobarde y además estaría esperando que me compraran. Por eso me voy a construir puertas de salida para tantos que están descreídos como yo. Prefiero irme a interpelar al sistema político desde la simple condición de ciudadano que a veces se subestima”.

“Me voy a la calle en la que me encontré con esta fuerza política hace 50 años, antes de que se enamorara de los fueros, la bancas o los sueldos. No fue por esto que luchamos”, puntualizó Gonzalo Mujica.

Estos temas te pueden interesar:
Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión