PREOCUPACIÓN

Comisión Interamericana de DDHH expresa preocupación por crisis política en Bolivia

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) expresó su “profunda preocupación por la grave escalada de violencia en el marco de una crisis política y social en Bolivia, en cuyo contexto se registró la renuncia del presidente Evo Morales, cuyo mandato constitucional vencía el 22 de enero de 2020, así como de altos funcionarios de su gobierno”.

bolivia

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) se pronunció este lunes 11 de noviembre sobre la crisis política y la situación de derechos humanos en Bolivia.

A través de un comunicado, la CIDH expresó su “profunda preocupación por la grave escalada de violencia en el marco de una crisis política y social en cuyo contexto se registró la renuncia del presidente Morales, cuyo mandato constitucional vencía el 22 de enero de 2020, así como de altos funcionarios de su gobierno”.

La CIDH remarca que según la información publicada por la Defensoría del Pueblo, en el contexto postelectoral, “tres personas habrían fallecido, 421 habrían resultado heridas y 222 habrían sido detenidas”.

Agrega que la situación se ha visto agravada por “nuevos actos de violencia partidaria en la que se habrían registrado hostigamientos, saqueos, incendios de buses y edificios municipales”.

Asimismo, en las últimas horas “se han registrado ataques y saqueos a residencias de personas privadas y de autoridades, incluyendo la del presidente Morales”, denuncia la CIDH.

Por todo ello, la Comisión condena todo acto de violencia y hace un llamado al Estado a “garantizar el respeto a los derechos humanos de todas las personas sin distinción alguna de su ideología, pertenencia política o cargo”.

Muy espacialmente hace un llamado a que “se respete el derecho a la vida, integridad y libertad personal, así como la libertad de expresión”.

La CIDH realiza un llamado a los actores políticos y sociales a “cesar todo acto de violencia por parte de organizaciones o movimientos ciudadanos”.

bolivia2

Investigar y sancionar

Por otro lado, la CIDH recuerda la “obligación del Estado de investigar y sancionar a los responsables”.

Destaca la importancia de que “la actual crisis política y social sea resuelta con apego a la Constitución Política del Estado Plurinacional de Bolivia y por los canales democráticos para garantizar el pleno respeto al Estado de Derecho y a los derechos humanos de todas las personas”.

La CIDH es un órgano principal y autónomo de la Organización de los Estados Americanos (OEA), cuyo mandato surge de la Carta de la OEA y de la Convención Americana sobre Derechos Humanos.

Está integrada por siete miembros independientes elegidos por la Asamblea General de la OEA a título personal, y no representan sus países de origen o residencia.

Te puede interesar

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje