CULPABLES

Argentina: Diez años de cárcel para seis ex oficiales navales por torturar a dos jóvenes

La Justicia argentina los encontró culpable de los delitos de privación ilegítima de libertad, lesiones graves, robo agravado y torturas así como del uso indebido de armas de fuego.

Tribunal Oral en lo Criminal Federal, en Buenos Aires. Foto de archivo
Tribunal Oral en lo Criminal Federal, en Buenos Aires. Foto de archivo

Seis exintegrantes de la Prefectura Naval (policía naval) fueron encontrados culpables de varios delitos, entre ellos el de tortura, cometidos contra dos jóvenes (uno de 15 años de edad) en un juicio oral que concluyó este viernes.

El tribunal oral criminal 9 de la Ciudad de Buenos Aires los encontró culpables de los delitos de los delitos de privación ilegítima de la libertad, torturas, lesiones, robo agravado y calificado por uso de armas de fuego y de haber cometido estos crímenes como miembros de la Prefectura.

Tres de los acusados fueron condenados a diez años y seis meses, los otros tres a ocho años y 11 meses. Tras el veredicto, la Prefectura Naval los dio de baja con efecto inmediato de sus fuerzas.

Torturas y violencia en Prefectura

Los hechos tuvieron lugar el 24 de setiembre de 2016 cuando seis prefectos interceptaron en la vía pública a dos jóvenes, que entonces tenían 15 y 18 años, en la Villa Zabaleta, una de las más carenciadas de la ciudad, ubicada en el barrio de Barracas, en la capital del país.

Durante el juicio se estableció que los prefectos golpearon violentamente a las víctimas con bastones, los quemaron con cigarrillos, los esposaron a un pasamanos y simularon fusilamientos colocándoles armas en la boca.

“Con la condena a los seis prefectos me siento mucho más tranquilo, porque hoy empieza a borrarse un nudo en la panza que llevó desde hace dos años”, declaró Iván Navarro, una de las víctimas, quien tenía 15 años cuando fue torturado.

El Centro de Estudios Legales y Sociales (CELS) de Argentina, entidad que patrocinó y apoyo a las víctimas durante todo el proceso, emitió un comunicado en el que alertó que “si bien el ministerio de Seguridad de la Nación dio de baja a los seis prefectos hoy condenados, nada hizo la autoridad política por modificar sus rutinas violentas”.

“Las relaciones problemáticas entre prefectos y jóvenes en el barrio no aparecen como una preocupación de las autoridades. El resultado es la persistencia y la intensificación de la violencia institucional en la zona sur de la ciudad”, denunció la organización.

El mes pasado la Prefectura se vio manchada por otro hecho cometido por uno de sus oficiales. Un joven de 26 años falleció de dos disparos a manos de un prefecto; el muchacho circulaba en una camioneta y no se detuvo en un control de tránsito, por lo que el oficial tomó la decisión de dispararle.

En cámaras de seguridad quedó registrado el momento en que otros seis prefectos observaron al chico herido de muerte, pero en vez de socorrerlo o llamar a emergencias, recogieron las vainas de las balas y se fueron del lugar.

El prefecto que disparó fue acusado de homicidio agravado y se encuentra detenido junto con sus compañeros (como cómplices por encubrimiento y abandono de persona) y han sido dados de baja de Prefectura mientras se espera que la causa se eleve a juicio.

 

Te puede interesar

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje