EUROPA

Europa planea reforzar sus fronteras ante la llamada crisis migratoria

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, propuso que la agencia de protección de fronteras y guardia costera de la UE aumente a 10.000 sus efectivos y también pidió apuntalar el sistema de asilo.

Europa planea reforzar sus fronteras ante la llamada crisis migratoria.
Europa planea reforzar sus fronteras ante la llamada crisis migratoria.

Jean-Claude Juncker, el presidente de la Comisión Europea dio su último discurso en el Estado de la Unión Europea y manifestó su deseo de una “Europa fuerte y unida”.

Juncker pidió reforzar la voz del bloque en el ámbito internacional como “primer mercado único del mundo y quinta economía mundial”. En ese sentido consideró que “el euro debe usarse más que el dólar”.

También hizo referencia en su discurso a la llamada crisis migratoria que mantiene dividida las opiniones acciones entre los miembros del bloque.

“La Comisión y varias presidencias del Consejo han presentado numerosas propuestas”, ha afirmado Juncker, “no se pueden buscar soluciones ad hoc cada vez que llega un buque. Necesitamos una solidaridad más duradera y organizada, necesitamos más eficiencia. Por eso, proponemos un reforzamiento de la guardia costera y de fronteras (Frontex), financiado por el presupuesto comunitario, que se aumente en 10.000 efectivos hasta 2020″.

La propuesta de la Comisión señala que la Frontex debería realizar controles de identidad, negar entradas e interceptar a determinadas personas. Además, debería poder desplegar personal por fuera de la Unión Europea.

Juncker también habló de crear una agencia de asilo de la UE para ayudar a los países miembros a gestionar las solicitudes de asilo y acelerar la devolución de los inmigrantes en situación irregular. Al tiempo que instó a los países miembros a abrir más vías legales para hacer llegar a la UE a los inmigrantes más capacitados.

“Un problema europeo”

Según reporta eldiario.es un portavoz de la Comisión explicó previo al discurso de Juncker que el tema de la migración “es un problema europeo”, y no solo de los países del sur.

“Europa tiene que proteger sus fronteras, debe tener un sistema efectivo de protección de sus fronteras”, afirmó le portavoz en un discurso que se acerca a las declaraciones del ultraderechista ministro del Interior italiano que afirma a modo de crítica que “Europa no tiene fronteras”.

Para la Comisión europea “debe haber política de retornos” y para llegar a un acuerdo con los países que deben recibirlos de vuelta el programa de Juncker icluye un paquete importante de ayuda económica a África.

“Estamos teniendo resultados que no están a la altura del dinero invertido. No llega dinero suficiente a proyectos de inversión que creen empleo”, explicó el portavoz de la Comisión, citado por eldiario.es.

“Debería haber un compromiso concreto de crear un número determinado de empleos en África con esa inversión europea”, detalló.

“Se trata de llegar acuerdos de libre cambio con África, e invertir donde se logre marcar la diferencia, más allá de la cooperación al desarrollo, que resulta una humillación para el continente”, afirmó Juncker en el debate.

La Comisión aspira a “disuadir a los que se quieren poner en manos de organizaciones de traficantes”. Según manifiestas habrá más puestos de trabajo en ese país africano, por lo que sus habitantes no tendrán el deseo de viajar a Europa en condiciones dramáticas, una relación causa-efecto que ningún estudio ha demostrado y una interpretación que siempre han rechazado expertos en políticas migratorias y algunas ONG.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje