BRASIL

LA ONU ratificó el derecho de Lula a ser candidato a la Presidencia

El Comité de Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) estableció que el Estado brasileño debe tomar medidas para garantizar los derechos políticos de Luiz Inacio Lula da Silva como candidato.

LA ONU ratificó el derecho de Lula a ser candidato a la Presidencia
LA ONU ratificó el derecho de Lula a ser candidato a la Presidencia

El Comité de DD.HH. de la ONU determinó que el Estado brasileño debe garantizar todas las medidas para permitir y consagrar los derechos políticos del expresidente y candidato del Partido de los Trabajadores (PT) Luiz Inácio Lula da Silva.

La decisión, con carácter liminar, atendió la petición de los abogados brasileños de Lula, Valeska Teixeira Zanin Martins y Cristiano Zanin Martins, además del británico Geoffrey Robertson.

Según la ONU Brasil, por medio de sus autoridades debe tomar todas las medidas para que Lula “disfrute y ejercite sus derechos políticos de la prisión como candidato en las elecciones presidenciales de 2018, incluyendo acceso apropiado a la prensa y a miembros de su partido político”.

El documento agrega que es necesario “no impedir que el autor [Lula] concurra en las elecciones presidenciales de 2018 hasta que todos los recursos pendientes de revisión contra su condena sean completados en un procedimiento justo y que la condena sea final”.

La posición del Comité se basó en la potencial violación del artículo 25 del Pacto de Derechos Civiles de la ONU, del que Brasil es signatario desde 1992, y la posibilidad de ocurrencia de daños irreparables a Lula.

Dicho artículo establece que “todo ciudadano tendrá el derecho y la posibilidad, sin ninguna de las formas de discriminación y sin restricciones infundadas: a) de participar en la conducción de los asuntos públicos, directamente o por medio de representantes libremente escogidos; b) de votar y de ser elegido en elecciones periódicas, auténticas, realizadas por sufragio universal e igualitario y por voto secreto, que garanticen la manifestación de la voluntad de los electores, c) de tener acceso, en condiciones generales de igualdad, a las funciones públicas de su país”.

Junto a una multitud, el PT registró la candidatura de Lula ante el TSE

Según informa la prensa local fue la primera vez en la historia de Brasil que un candidato a…

La defensa de Lula manifestó tras el posicionamiento de la ONU que “ningún órgano del Estado Brasileño podrá presentar ningún obstáculo para que el expresidente pueda concurrir en las elecciones presidenciales de 2018″ hasta que exista una condena firme, mientras que será necesario franquear al ex-presidente acceso irrestricto a la prensa y a los miembros de su coalición política durante la campaña”.

Este viernes se celebró el segundo debate presidencial en Brasil sin la participación de Lula, debido a que el Tribunal Electoral no la permitió.

Decisión obligatoria para Brasil

“Es una decisión de efecto inmediato y obligatoria”, indicó al diario Folha Paulo Sergio Pinheiro, titular de la comisión de la ONU que investiga la situación de los derechos humanos en Siria.

En 2009, Brasil reconoció la jurisdicción del Comité de la ONU, sin embargo, la Cancillería brasileña emitió un comunicado en el que expresa que tomaron conocimiento “sin ningún aviso o solicitud de información previa, de deliberación del Comité de Derechos Humanos relativa a candidatura en las próximas elecciones”.

Pero considera que “las conclusiones del Comité tienen carácter de recomendación y no poseen efecto jurídicamente vinculante”.

La nota agrega que el contenido de la deliberación del Comité será encaminado al Poder Judicial y afirma: “Brasil es fiel cumplidor del Pacto de Derechos Civiles y Políticos. Los principios en él inscritos de igualdad ante la ley, de respeto al debido proceso legal y de derecho a la amplia defensa y contradicción son también principios constitucionales brasileños, implementados con celo y absoluta independencia por el Poder Judicial”.

Por su parte el ministro Justicia Torcuato Jardim, sostuvo que la determinación la ONU es “una intromisión política e ideológica indebida en un tema técnico-legal”.

La vicepresidenta del Comité de Derechos Humanos, Sarah Cleveland, señaló que el gobierno de Brasil “está obligado a acatar” la decisión”.

Mientras que la defensa de Lula repudió la declaración del Ministerio de Relaciones Exteriores a través del abogado Cristiano Zanin Martins, quien sostuvo que la resolución sí tiene efectos vinculantes sobre todos los Poderes, por tal, “Brasil tiene que respetar esa decisión”.

Y recordó que “la decisión sobre el próximo presidente de Brasil no estará a cargo de los jueces, sino bajo la voluntad del pueblo brasileño”.

El excanciller brasileño Celso Amorim señaló en ese sentido que “Brasil tiene dos opciones o cumplir o ponerse como un paria internacional”.

Te puede interesar

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje