PRIVACIDAD

Tribunal europeo: Testigos de Jeová violan ley de protección de datos en la UE

La clásica práctica de los testigos de Jehová de ir de puerta en puerta y de reunir información sobre los lazos familiares y las condiciones médicas ha estado bajo escrutinio desde 2013 en la Unión Europea, y ahora se dictaminó que cometieron violación a la privacidad de las personas.

Foto con fines meramente ilustrativos: David Jones
Foto con fines meramente ilustrativos: David Jones

El Tribunal Europeo de Justicia (TJUE) dictaminó que la práctica de los Testigos de Jehová de recopilar información personal visitando casas de puerta en puerta para predicar es ilegal, ya que sus miembros registran datos personales de las personas, como historiales médicos y estado de los lazos familiares, entre otros.

El tribunal emitió un fallo preliminar el martes a petición del Tribunal Administrativo Supremo de Finlandia, que solicitó al tribunal de la UE una opinión sobre el asunto desde el año 2017, aunque se ha estado observado la práctica de visitas puerta a puerta de esta denominación religiosa desde 2013.

El Tribunal determinó que las organizaciones religiosas como los Testigos de Jehová guardan de forma ilegal un registro personal y procesan sin consentimiento cantidades de datos de las personas.

Según el tribunal, esta organización religiosa -ergo, todas las demás- deben cumplir las normas que rigen la protección de los datos personales en toda la Unión Europea.

Protección de datos privados

 

En mayo, la UE introdujo nuevas reglas de protección de datos conocido como Reglamento General de Protección de Datos, que entre otras cosas, brinda a los consumidores un mayor control sobre cómo se recopilan, utilizan, comercian y comparten sus datos por parte de terceros.

Aunque el TJUE emitió una resolución preliminar sobre el asunto, se espera una decisión oficial del Tribunal Administrativo Supremo de Finlandia. Según el comunicado del TJCE, “la función de un tribunal nacional es pronunciarse sobre el asunto de conformidad con las conclusiones del tribunal regional”.

El núcleo del debate se centra en si la información recopilada en nombre de la organización religiosa por miembros individuales de la fe, mientras van de puerta en puerta, constituye un registro que queda en poder de la institución o si más bien permanece como propiedad de los discípulos individuales o de las personas que emiten los datos.

La información recopilada por los testigos de Jehová puede incluir nombres de personas, direcciones y posibles familiares, así como información sobre condiciones médicas y creencias personales, entre muchos otros datos.

Te puede interesar

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje