Imprimir

Casa Blanca: “China y Rusia desafían el poder, la influencia y los intereses de EE.UU."

La nueva estrategia de seguridad de Estados Unidos califica a China y Rusia de “rivales poderosos” de EE.UU. Para Rusia el documento estadounidense revela su "carácter imperialista", mientras que para China posee una "mentalidad de la Guerra Fría".

Casa Blanca:  “China y Rusia desafían el poder, la influencia y los intereses de EE.UU.".

Casa Blanca: “China y Rusia desafían el poder, la influencia y los intereses de EE.UU.”.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, aseguró este lunes que su país se enfrenta a “rivales poderosos” como Rusia y China, con quienes asegura pretende buscar “colaboración”, pero siempre en favor de los intereses de Washington.

El documento presentado por Trump sobre la nueva estrategia de seguridad de su país coloca a Rusia y China entre las mayores amenazas para el país norteamericano, argumentando que Moscú y Pekín “están desafiando el poder, la influencia y los intereses de EE.UU.”, así como “están tratando de erosionar” su seguridad y prosperidad.

Pekín y Moscú “están decididos a hacer las economías menos libres y abiertas, para aumentar sus ejércitos y controlar la información y los datos para reprimir a sus sociedades y expandir su influencia”, agrega el texto.

“China y Rusia quieren crear un mundo que sea la antítesis de los valores y los intereses de los Estados Unidos”, advierte el texto.

El magnare republicano señaló que primero hay que reconocer “los errores del pasado para colocar a Estados Unidos en el lugar que merece”, y defendió la necesidad de “crear fronteras”, “proteger la patria” e incluir un plan económico internacional que defienda también sus intereses.

Conretamente sobre Pekín, ek texto señala que el gigante asiático tiene la intención de expulsar al país norteamericano de la región Indo-Pacífico. Mientras que sobre Rusia señala que trata de disminuir la influencia de Washington en todo el mundo y dividir a EE.UU. de sus aliados y socios.

El texto también cita otras amenazas graves, como Irán, Corea del Norte y el terrorismo, mientras que elimina el cambio climático como amenaza.

Los cuatro pilares de la nueva Estrategia de Seguridad Nacional de EE.UU. son: proteger la patria, el pueblo y el estilo de vida estadounidenses; promover la prosperidad estadounidense; mantener la paz a través de la fuerza y aumentar la influencia de EE.UU.

“Carácter imperial”

Rusia reaccionó ante la nueva estrategia de seguridad de EE.UU. y anunció que la estudiará.

El portavoz presidencial ruso, Dmitri Peskov señaló que el texto presentado este lunes por Donald Trump es bastante extenso, y “debe ser examinado cuidadosamente”, de lo cual se encargarán “todos los departamentos pertinentes” rusos.

De todas maneras adelantó que “incluso una lectura rápida”, especialmente de aquellas partes que de alguna manera mencionan a Rusia, muestra “el obvio carácter imperial” del documento, así como “la renuencia a abandonar un mundo unipolar” y a aceptar “un mundo multipolar”.

A su vez dijo que la estrategia de seguridad nacional de EE.UU. contiene también “modestos momentos positivos”, como, por ejemplo, la voluntad de Washington “de cooperar en aquellas áreas que sean del interés de los estadounidenses”.

Algo que va en la misma línea de las intenciones del presidente ruso, Vladímir Putin, dijo “porque Moscú también está buscando la cooperación con EE.UU. donde nos beneficia y en la medida en que nuestros socios estadounidenses estén dispuestos” a colaborar.

“Mentalidad de la Guerra Fría”

China también reaccionó a la nueva estrategia estadounidense y denunció la “mentalidad de la Guerra Fría” de Estados Unidos,
“Urgimos a EE.UU. a que deje de distorsionar los intereses estratégicos de China, abandone el juego de suma cero y la mentalidad de la Guerra Fría”, lamentó este martes la portavoz de la Cancillería china, Hua Chunying.

Hua calificó de “inútil” que cualquier país tergiverse los hechos o desacredite a China, pues “nadie debe hacerse ilusiones” sobre que el gigante asiático cesará de proteger sus intereses estratégicos y su soberanía.

Finalmente llamó a Washington a superar las diferencias de forma constructiva, ya que, según Pekín, la “cooperación en beneficio mutuo es la única cooperación viable” para ambos países.

También ha hecho hincapié en que la política exterior china consiste en el “desarrollo pacífico” por medio de una mayor colaboración y entendimiento con los demás países.

Estos temas te pueden interesar:
Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión