EN ITALIA

Human Rights Watch destacó aprobación de la unión civil entre personas del mismo sexo y lamentó se les prohíba adoptar

El observatorio de derechos humanos Human Rights Watch, destacó la aprobación parlamentaria, en la semana que concluye, de las uniones civiles entre personas del mismo sexo en Italia, pero lamentó que los legisladores no hayan aprobado también la posibilidad de adopción.

Foto con fines ilustrativos: Wikimedia Commons.
Foto con fines ilustrativos: Wikimedia Commons.

“La aprobación de la ley de unión civil es un hito en la lucha por el reconocimiento legal de las parejas del mismo sexo en Italia. Sin embargo, la inclusión de disposiciones restrictivas sobre adopción por parte de parejas del mismo sexo niega a algunos niños la seguridad y las garantías jurídicas que merecen”, sentenció  Boris Dittrich, director de incidencia del programa de derechos del colectivo para lesbianas, gays, bisexuales y transgénero (LGBT) de Human Rights Watch.

“Los políticos italianos deberían asegurarse de que el interés superior de los niños sea la consideración principal en todos los procedimientos de adopción. Los legisladores deberían revisar las leyes italianas sobre adopción, a fin de permitir que las parejas en uniones civiles que no hayan contraído matrimonio, con independencia de su género, así como las personas en forma individual, puedan adoptar hijos, además de habilitar la posibilidad de adopción de los hijos del cónyuge”, agregó.

Un festejo pero con limitaciones

La aprobación por parte de la Cámara de Diputados del proyecto de ley que ya tenía el visto bueno de los Senadores y era impulsado desde el Poder Ejecutivo, ha sido considerado el avance civil más importante en décadas en materia de género e inclusión en Italia.

“Estamos muy contentos, es un día de fiesta para todos los italianos. Hemos dado una respuesta después de años no solo en relación a los derechos sino a los sueños y expectativas de tantas personas”, remarcó la ministra para las Reformas Constitucionales, Maria Elena Boschi, tras la votación en la Cámara de los Diputados.

Si bien el proyecto original de la senadora del PD, Mónica Cirinnà, incluía al  reconocimiento legal de las uniones del mismo sexo, el derecho de la pareja a adoptar el hijo natural de su compañero, la norma fue condicionada en ese punto por los opositores, hasta que la propuesta fue cambiada a fin de no trabar todo el contenido.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje