CAMBIOS

Escuelas de California cambian códigos de vestimenta para combatir el sexismo

Los y las estudiantes de esa localidad podrán entrar a las aulas con, prácticamente, cualquier tipo de ropa: desde blusas escotadas y minifaldas hasta gorras y pijama.

Gillian Flaccus, AP
Foto: Gillian Flaccus, AP

Alameda, una pequeña ciudad en California, Estados Unidos, buscará acabar con el sexismo en sus escuelas a través de un permisivo código de vestimenta que despertó polémica.

A partir del siguiente ciclo escolar, alumnas y alumnos de esa localidad, ubicada a una hora de San Francisco, podrán entrar a las aulas con, prácticamente, cualquier tipo de ropa: desde blusas escotadas y minifaldas hasta gorras y pijama.

El nuevo reglamento es una oposición a las reglas tradicionales en las escuelas que prohiben mostrar “demasiada piel”, lo que afecta mayoritariamente a las niñas, pues envía el mensaje de que, por sus atuendos, ellas son “distractores” que impiden a los niños concentrarse en sus estudios, argumentaron sus impulsores.

“Si alguien usa una blusa corta y le ves el abdomen, no es su culpa si eso distrae a otros”, dijo Henry Mills a la agencia de noticias AP. Mills tiene 14 años y trabajó con un comité de estudiantes y maestros asesores para revisar las normas.

“El lenguaje en las reglas afectaba mayormente a las niñas y eso no estaba bien”, agregó.

De acuerdo con AP, la reforma escolar en Alameda muestra un cambio generacional que estudiantes y maestros atribuyen a conversaciones más amplias sobre género derivadas del movimiento contra los abusos sexuales y una resurgencia nacional del activismo estudiantil.

El nuevo reglamento fue aprobado por la junta escolar, pero también ha sido cuestionado.

Una maestra de matemáticas de la ciudad, Marie Hsu, dijo a medios locales que respalda la idea de la igualdad, pero que las nuevas reglas envían el mensaje de que está bien, e incluso apropiado, hacer el vestuario más “sensual” a una temprana edad.

“Está bien no castigar a las niñas por ser distracciones. Lo entiendo por completo”, dijo Hsu. “Pero pienso que (el código) está muy mal abordado”.

Inspiración

El nuevo código de vestimenta de Alameda se inspiró en una política sugerida por el capítulo de Oregón de la Organización Nacional de Mujeres (NOW por sus siglas en inglés), redactada en 2016 para “actualizar y mejorar” los códigos de vestimenta, evitar reglas que refuercen los estereotipos de género y minimicen la disciplina innecesaria o “vergüenza corporal”.
El distrito escolar público de Portland, Oregón adoptó una nueva política en 2016, seguida por Evanston, Illinois, en 2017, y ambas incorporaron las sugerencias de NOW.

Carol Campbell, directora de Grant High School, dijo el código de vestimenta relajado de Portland se considera un éxito.

Según precisó los y las estudiantes usan ropa apropiada la mayor parte del tiempo y fue “un gran alivio” que el personal ahora se pueda enfocar en enseñar, en lugar de escotes y dobladillos.

“Ha cambiado la cultura de cómo los estudiantes se ven unos a otros. Cuando tenemos reglas y códigos de vestimenta que se dirigen particularmente a un grupo, parece que estamos culpando a ese grupo, que siempre solían ser mujeres”, agregó.

Los y las estudiantes en Portland y Evanston, y ahora Alameda, tienen libertad para usar casi cualquier cosa, siempre que su vestimenta incluya una parte inferior, superior, zapatos, cubre partes privadas y no contenga imágenes violentas, discursos de odio, lenguaje obsceno o pornografía.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje