UN PASO

Las mujeres iraníes logran una victoria al poder ingresar a un estadio para ver a Irán en el Mundial

Irán permitió este miércoles por primera vez desde la Revolución Islámica de 1979 que entren mujeres y hombres a un estadio a ver el partido contra España por pantalla gigante.

Las mujeres iraníes logran una victoria al poder ingresar a un estadio después de 37 años
Las mujeres iraníes logran una victoria al poder ingresar a un estadio después de 37 años

Las mujeres iraníes ganaron su primer partido en este Mundial de fútbol de Rusia 2018 al lograr este miércoles poder ingresar a un estadio de Teherán para observar por pantalla gigante el partido que su selección jugó contra España por la segunda fecha del grupo B.

Las mujeres en Irán desde el triunfo de la Revolución Islámica de 1979 tienen prohibido entrar a los estadios por lo que más allá del resultado deportivo del partido en el que los españoles se impusieron por 1 a 0, el evento fue un triunfo para las iraníes.

Esa actividad había sido planeada para el debut de Irán en el Mundial frente a la selección de Marruecos, pero fue suspendida por la falta de permisos.

“Es la primera vez que vengo al estadio Azadí y estoy muy contenta, siento que hay libertad”, dijo a Efe Shirin Karamí, una estudiante de máster de 29 años que asistió al igual que otras cientos de mujeres con banderas iraníes y la cara pintada.

Karimí afirmó que no se estaba registrando “ningún problema” y que las mujeres se sentían “muy cómodas” en el estadio, esto último en referencia a las razones que dan los conservadores iraníes para prohibir su acceso a los estadios.

El argumento se debe al supuesto ambiente violento y el lenguaje soez empleado por algunos hinchas, que no es considerado apropiado para las mujeres.

“Me gustaría que esto continúe y podamos ver aquí los partidos en vivo”, sentenció la estudiante.

Organismos defensores de los derechos humanos como Human Rights Watch han instado en numerosas ocasiones a las autoridades persas a abolir esta prohibición y acabar con la discriminación a las mujeres en los estadios.

Shirin Rezaí, una administrativa que acudió al estadio Azadí con su marido y su hijo pequeño, consideró que esta oportunidad “dio una autoconfianza especial a las mujeres”.

“Fue perfecto y no ocurrió nada malo. Todo el mundo se comportó con respeto y hombres y mujeres vieron juntos el fútbol”, expresó a Efe.

Al tiempo que consideró que la decisión “podría haber llegado antes” y subrayó que “si permiten ver el fútbol en directo a las mujeres tendrá un efecto positivo”.

“Es el derecho de la mujer venir a ver el fútbol y a su selección”, concluyó.

El defensa español, Sergio Ramos, se manifestó a través de su cuenta de Twitter sobre este hecho y escribió que aunque el partido lo ganó su país las verdaderas ganadoras fueron las mujeres iraníes. “Esperemos que sea el primero de muchos”, expresó.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje