SEXISMO

La Fórmula 1 elimina la figura de las azafatas por sexista

"Por culpa de esas feministas hemos perdido nuestro trabajo", se quejó una azafata británica de la Formula 1 tras la eliminación de esta figura de la parrilla.

La Fórmula 1 elimina la figura de las azafatas por sexista.
La Fórmula 1 elimina la figura de las azafatas por sexista.

La Fórmula 1 anunció que a partir del próximo mundial, que comienza el 25 de marzo de 2018 con la disputa del Gran Premio de Australia, la figura de las tradicionales azafatas que acompañan cada competencia desaparecerá.

La medida no afectará solamente a la Fórmula 1, sino que se aplicará también al resto de pruebas de motor que se lleven a cabo en los grandes premios de los fines de semana.

Sean Bratches, director comercial de operaciones de la Fórmula 1 se refirió a la nueva medida y explicó “aunque la práctica de emplear azafatas ha sido un elemento básico de la Fórmula 1 durante décadas, creemos que esta costumbre no encaja con los valores de nuestra marca. No creemos que la práctica sea apropiada o relevante para la Fórmula 1 y sus aficionados, los antiguos y los nuevos, en todo el mundo”.

El ejecutivo explicó que esta es una más de las decisiones planeadas para cambiar la F1. “Durante el año pasado analizamos una serie de áreas que sentimos que era necesario actualizar para estar más en sintonía con nuestra visión de este gran deporte”.

La figura de las azafatas ha sido criticada y cuestionada durante años por su naturaleza sexista. Antes que la Fórmula 1 otras competiciones como los campeonatos FIA, el Mundial de resistencia o la Fórmula-E , ya habían tomado esa decisión. También el Master de Tenis de Madrid.

Rechazo

Sin embargo, la nueva medida no ha caído bien en algunas mujeres que ejercían esta profesión. Lauren-Jade Pope se pronunció en sus redes sociales sobre la decisión y su postura se ha vuelto viral.

“Por culpa de esas feministas hemos perdido nuestro trabajo. He sido azafata en la parrilla durante 8 años y nunca me he sentido incómoda. Adoro mi trabajo y si no me gustara, no lo haría. Nadie nos fuerza a hacer esto, es nuestra elección”.

Por su parte Marga Bernalte, Miss Barcelona en 2014, quien ha trabajado como ‘grid girl’ rechazó también la nueva medida.

“Hay que tener una mentalidad más abierta. Echar a las azafatas es una medida de lo más machista”. Y agregó “las normas sociales no han cambiado. De ser así, no seguirían apareciendo mujeres desnudas en las revistas”.

Bernalte habló de su experiencia y dijo que siempre se ha sentido bien. “Me han pedido mi teléfono, pero igual que en la calle. Hay más machismo en el algunos videoclips que ven millones de personas que en esto”.

Mujeres como objetos

La presidenta de Fundación Mujeres, Marisa Soleto, se refirió al rol de las azafatas en las distintas competiciones y invitó a cuestionarse “por qué espacios que cumplen una función social de aliento a la actividad deportiva, se acaban transformando en espacios absolutamente visuales para la discriminación de las mujeres”.

“Es importante que quien promueve los eventos deportivos entienda que esto no es adecuado, que cuando hablamos de desigualdad o de prevención de violencia de género estamos hablando de un contexto cultural y de unos estereotipos compartidos que hacen muy difícil que progresemos en igualdad. El deporte es cultura, por lo que si en estos espacios se cosifica a la mujer y se la convierte en un adorno, se contribuye a una peor imagen de las mujeres”, explicó.

“Yo no tengo ningún problema en ver a una señora sujetando un paraguas, pero con unas botas y un mono, que es como van vestidos ellos”, agregó para explicar que la discusión no es el empleo, sino la posición en que se pone a las mujeres en algunos de estos trabajos y que “desemboca en cuestiones mucho más graves, como el acoso o incluso la agresión sexual”.

“La solución no debería ser eliminar las azafatas de los eventos deportivos, sino educar a esos clientes que solicitan esos perfiles y esos uniformes. Si las agencias no aceptan requerimientos que no respeten según qué condiciones, si las azafatas no trabajan aceptando según qué condiciones y según que uniformes, si todos ponemos de nuestra parte, podemos seguir trabajando dignamente”, manifestaron desde la Asociación Española de Empresas de Azafatas (ADEAZA).

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje