NATURALIDAD

Lena Dunham aplaudió a la revista Glamour por publicarla libre de photoshop

"Hoy ESTE cuerpo está en la portada de una revista que millones de mujeres leerán, sin Photoshop" escribió la actriz en un descargo por Instagram donde habló de las críticas y burlas que recibió toda su vida por su apariencia física.

 

La actriz de la serie Grils, reconocida además de su trabajo por sus opiniones en cuanto a la imagen corporal, el aborto y la desigualdad de género celebró en sus redes sociales la portada de la revista Glamour en su edición de febrero.

Dunham es una de las protagonistas de la portada y celebra que hayan respetado su decisión de no utilizar retoques digitales para cambiar su cuerpo. Este hecho significa un paso importante no solo para la actriz y su aceptación personal, sino para el mundo femenino que consume ese tipos de revistas que suelen estar plagadas de retoques digitales.

Como ya es costumbre la actriz utilizó su cuenta de Instagram para escribir. Antes de aplaudir la publicación de la revista Lena hizo un repaso del sufrimiento que soportó toda su vida por las burlas criticas relacionadas con su cuerpo o apariencia física cuando era adolescente pero también en su trabajo.

Luego de enumerar los momentos en que se sintió agredida por su cuerpo escribió “hoy ESTE cuerpo está en la portada de una revista que millones de mujeres leerán, sin Photoshop. Mi muslo en pantalla completa, imperfecto. Estés o no de acuerdo con mis ideas o con mis trabajos, juzgar mi cuerpo no es jugar limpio. Nadie debe ser juzgado por su tamaño, color o identidad de género. Debe haber un lugar para todos nosotros en la sociedad para ser reconocidos como bellos”.

Lee aquí su descargo completo:

“A lo largo de mi adolescencia me dijeron, en términos inequívocos, que mi cuerpo era jodidamente gracioso. Barrigona, dientes de conejo… Nunca parecía hacerlo bien y eso me obsesionaba en todos mis movimientos. Me presentaba como atrevida y confiada, aunque secretamente estaba horrorizada y herida por los comentarios descuidados y la hostilidad. Dejemos algo claro: yo no odiaba mi apariencia, odiaba la cultura que me decía que lo odiara. Cuando empezó mi carrera, algunas personas celebraron mi complexión, pero siempre a través de la lente del ‘¿no es valiente por su parte? o ¡qué gran estrategia mostrar ESE cuerpo en la televisión!’ Luego estaban las legiones de trolls que hacían que los insultos de la escuela secundaria parecieran una maldita broma con sus violentas amenazas y repugnantes insultos, que me hacían sufrir por las adolescentes que podrían estar leyendo dichos comentarios”.

“Pues bien, hoy ESTE cuerpo está en la portada de una revista que millones de mujeres leerán, sin Photoshop. Mi muslo en pantalla completa, imperfecto. Estés o no de acuerdo con mis ideas o con mis trabajos, juzgar mi cuerpo no es jugar limpio. Nadie debe ser juzgado por su tamaño, color o identidad de género. Debe haber un lugar para todos nosotros en la sociedad para ser reconocidos como bellos. Los haters tendrán que ser más inteligentes y creativos con sus ataques en 2017 porque ninguno de nosotros va a tener miedo. Gracias a las mujeres en Hollywood (¡e Instagram!), ellas lideran el camino, inspirando y normalizando la figura femenina en CADA forma, y gracias a Glamour por dejar que mi celulitis agite cada maldito kiosco. Os quiero”.

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje