ALIMENTACIÓN SALUDABLE

La dieta mediterráneo podría agregarle años a tu expectativa de vida

Aceite de oliva, aceitunas, tomates, albahaca, pan integral de masa madre y frutos secos. Estas y otras cosas conforman la dieta mediterránea, reconocida como una de las más saludables del mundo.

Foto: Pixabay
Foto: Pixabay

La dieta mediterránea no es un plan de dieta específico per se, sino que consiste en comer al estilo tradicional de quienes viven en países mediterráneos.

Se caracteriza por contener muchas verduras, frutas, nueces, legumbres y granos sin refinar. Hay mucho aceite de oliva, pero poca grasa saturada; una ingesta moderada de pescado, pero pocos lácteos, carnes rojas y aves. Y aunque las galletas y el azúcar son limitados, se trata de una dosis regular pero moderada de vino.

Los investigadores han estado descubriendo los beneficios de esta dieta en particular durante años. De hecho, los beneficios de la dieta para la salud del corazón fueron tan claros en un estudio publicado en el New England Journal of Medicine, que los investigadores decidieron no continuar aduciendo conflictos éticos.

Sin embargo, ese innovador paper fue retirado por el New England Journal of Medicine en junio de 2018 debido a la forma en que se realizó el estudio. Los autores del artículo original lo reemplazaron por uno corregido que suavizó su lenguaje sobre cómo la dieta podría prevenir ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares, según publica NPR.

Pero un cambio en un artículo de alto perfil no quiere decir que los investigadores hayan cambiado su postura sobre la dieta. “No conozco a nadie que haya leído esto y dijera: ‘Ahora todos deberíamos comer algodón de azúcar y evitar la dieta mediterránea'”, ironiza David Allison, decano de la Escuela de Salud Pública en la Universidad de Indiana en Bloomington, EE.UU.

Foto: Pixabay
Foto: Pixabay

Dieta saludable

Los científicos de analizaron los datos nutricionales de 4.676 mujeres que participaron en un estudio de Harvard y descubrieron que aquellas cuyas opciones de alimentos seguían más de cerca una dieta mediterránea tenían telómeros más largos. Los telómeros son los amortiguadores protectores en los extremos de los cromosomas y pueden usarse como biomarcadores del envejecimiento; cuanto más largos sean, mejor.

Tener telómeros más cortos está asociado con una esperanza de vida más corta y un mayor riesgo de padecer cáncer, afecciones cardíacas y otras enfermedades.

“Se ha descubierto que ciertos factores del estilo de vida como la obesidad, los refrescos azucarados y el fumar aceleran el acortamiento de los telómeros, y ahora nuestra investigación sugiere que la dieta mediterránea puede retrasar este acortamiento”, explican la coautora del estudio, Immaculata De Vivo, profesora asociada de medicina en el Hospital Brigham de Mujeres.

Se cree que los antioxidantes presentes en la mayoría de los productos naturales típicos de la dieta mediterránea ayudan a tener una vida no solo más longeva sino también con mejor calidad de vida.

 

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje