Imprimir

La recuperación de la capa de ozono retrocede de forma inesperada

La capa protectora de ozono de la Tierra no se está recuperando uniformemente del daño que le causó la industria y otras actividades humanas. Y los científicos no están seguros del porqué.

antarcticaozone_omi_2016275

Un equipo de investigación internacional asegura que el ozono, que protege a los humanos y otras especies de la dañina radiación ultravioleta, continúa recuperándose en los polos. Pero la recuperación en latitudes más bajas, donde vive mucha más gente, no se está dando al mismo ritmo.

La capa ha ido disminuyendo desde la década de 1970 debido al efecto de productos químicos artificiales, principalmente clorofluorocarbonos (CFC) y gases similares, que se utilizan principalmente en refrigerantes y aerosoles.

Existe un vínculo entre los CFC y el calentamiento global , aunque son diferentes y ninguna de las dos es la causa principal de la otra. Algunos sugirieron que los reemplazos de CFC demostraran ser poderosos gases de efecto invernadero.

Los CFC y otros gases fueron prohibidos bajo un acuerdo internacional, el Protocolo de Montreal, y desde entonces partes de la capa se han estado recuperando, particularmente en los polos.

Pero el más reciente estudio, publicado en la revista Atmospheric Chemistry and Physics , encontró que la parte inferior de la capa de ozono en las latitudes más pobladas no se está recuperando correctamente, por razones hasta aún no fueron identificadas.

El ozono bloquea la radiación

El ozono se forma en la estratosfera, entre 10 y 50 km por encima de la superficie de la Tierra. Gran parte se encuentra en la parte inferior de la estratosfera, donde absorbe la radiación ultravioleta del sol que puede dañar el ADN de las plantas, los animales y los seres humanos si llega a la superficie de la Tierra.

Por eso, el descubrimiento -en la década de 1970- de que los CFC estaban destruyendo el ozono y causando el “agujero” de ozono antártico, provocó una extraña pero bienvenida cooperación internacional para resolver el problema.

El resultado fue el Protocolo de Montreal de 1987, la eliminación de los CFC y, recientemente, los primeros signos de recuperación sobre la Antártida. La estratosfera superior en latitudes más bajas también muestra claros signos de recuperación.

Pero los científicos ahora han descubierto que el ozono probablemente no se está recuperando en las latitudes más bajas, entre 60⁰N y 60⁰S (Londres se encuentra a 51⁰N, por ejemplo), debido a disminuciones inesperadas de ozono en la parte inferior de la estratosfera.

Aunque no están seguros de qué causa esta disminución, los autores sugieren dos posibilidades: una es que el cambio climático está alterando el patrón de circulación atmosférica, causando que más ozono sea transportado desde los trópicos. La otra es que las sustancias de vida muy corta (VSLS), que contienen cloro y bromo, podrían estar destruyendo el ozono en la estratosfera inferior.

Las VSLS incluyen productos químicos utilizados como solventes, removedores de pintura y como agentes desengrasantes. Uno incluso se usa en la producción de un reemplazo amigable con el ozono para los CFC.

 

 

 

 

 

Publicá tu comentario Compartí tu opinión con toda la comunidad - Si no puedes comentar, envianos un mensaje
Inicia sesión Tu primera lectura del día
Si no tienes un usuario, Registrate
Registrate Sumate a nuestra red
Si ya tienes un usuario, Inicia sesión