*

Miercoles 23 de Abril, 2014
  • Ingresar
  • Registrarse
  • Desocupación cero. Falta mano de obra calificada

    Demanda de soldadores especializados para la industria naviera; UTU crea curso

    En la hidrovía circulan casi 2.000 barcazas, lo que ha llevado a que se requieran más técnicos que sepan repararlas. La industria naviera está ávida de estos profesionales, por lo que la UTU instaló un curso piloto que ya se dictó en Montevideo y en pocos días llegará también a Carmelo.

    Escrito por: Gabriel Monteagudo COLONIA

    Jueves 01 de abril de 2010 | 01:01
    Industria que crece. Van tras más mano de obra para reparar los barcos.

    Con 1.760 barcazas que transitan la hidrovía, existe necesidad de mano de obra capacitada para trabajar en la reparación de estas embarcaciones. Este año comenzó un plan piloto de soldador naval en la UTU, que ayudará a aportar mano de obra para esta especialización que tiene tasa de desempleo cero.

    El curso que se dicta en UTU Montevideo y en la Escuela de Reparaciones, Construcciones Navales y Anexos (Ercna), en Carmelo, forma parte de un módulo piloto sobre los que esta trabajando el clúster de Industria Naval dependiente del Ministerio de Industria, Energía y Minería.

    Además del mercado de reparación de las casi 2.000 barcazas que transitan diariamente la Hidrovía Paraná-Paraguay, existe una demanda mínima de construcción de otras 400 para cuya construcción el departamento de Colonia podría conseguir inversión privada.

    Así lo confirmó a LA REPUBLICA el licenciado Adrián Míguez, facilitador del Cluster Naval e integrante del Cluster de Industria Naval. “Desde hace tres años el programa Pacpymes impulsó sus iniciativas para el clúster de la industria naval.

    Todo ese proceso participativo se hace en conjunto con la cadena de la industria naval, que abarca empresas habilitadas por la autoridad marítima para reparar y construir barcos, los proveedores de chapas, pintura y tornillos, el sindicato de trabajadores y las instituciones educativas”, señaló.

    Fruto de ese trabajo, en 2008 se generó el Primer Plan de Acción Colectivo que tuvo el sector. Por ejemplo, se detectó que una de las grandes debilidades es la mano de obra, que es escasa y envejecida.

    Por ello se creó una Unidad de Gestión Educativa dirigida por los trabajadores, algunos empresarios y técnicos y profesores de UTU, que permitió capacitar durante 2009 a 250 técnicos del sector, explicó Míguez. Estos técnicos son los que ahora capacitan la mano de obra que requiere el sector.

     

    Faltan soldadores

    Un dato interesante aportado por Míguez es que el sector naval, en forma exclusiva, emplea 1.000 personas en Uruguay. “Es decir, el 25% pasó por alguna capacitación o especialización, ya sea como personal de campo o como empresarios especializados a nivel gerencial”, señaló.

    Tras determinar que un soldador naval tenía que tener conocimientos sobre planos, estructuras, materiales, etcétera, “se creó una currícula de soldador naval que responde a estándares internacionales y que fue adaptada a Uruguay”, explicó Miguez. El año pasado se hicieron los primeros cursos en Montevideo. Uno de estos cursos comienza, por estos días, en Carmelo, contó.

    Para armar la currícula se hizo un curso para instructores locales con ingenieros expertos en soldadura que llegaron del exterior. Así se formaron 29 instructores con capacitación para dar esos cursos. Quienes busquen mayor información pueden solicitarla a través del correo electrónico cursosnaval@pacpymes.gub.uy. “Ahí recepcionamos a quienes tengan interés en este tipo de cursos, porque estamos armando los próximos proyectos”, señaló Miguez.

     

    Demanda en la industria naval

    La tasa de desempleo del sector naval en Uruguay es cero. “Esto quiere decir que se necesita gente”, acota con entusiasmo Míguez. Y en cuanto a la demanda, el clúster hizo un estudio de mercado y encontró tres nichos interesantes: uno es el de barcazas para la Hidrovía, otro es el de reparación de buques Post Panamá, mientras que el tercero es el de la construcción de barcopartes para Brasil. “La demanda supera la capacidad instalada que tiene Uruguay y sin dudas es un sector que necesita gente”, acota Míguez.

    Suscribíte a nuestros titulares por e-mail

    Recibí todos los días en tu correo las últimas noticias de LARED21

    Publicá tu comentario