AMENAZAS EN REDES SOCIALES

Alumno que hizo amenazas a la FIC es imputable, dice la Justicia

La Facultad de Información y Comunicación de la UDELAR tuvo que suspender sus clases debido a violentas amenazas que hizo un alumno por medio de redes sociales.

Gladys Ceretta, decana de la FIC
Gladys Ceretta, decana de la FIC

El joven arrestado el viernes por realizar amenazas a la Facultad de Información y Comunicación (FIC) de la UDELAR, es imputable porque “sabe lo que hace, pero tiene algunos problemas”, aseguró en declaraciones a Telemundo el juez penal de 19° Turno, Tabaré Erramuspe, quien dispuso además una internación compulsiva y un tratamiento.

“Se le ordenó una pericia psiquiátrica, que determinó que el chico es es imputable, sabe lo que hace, pero tenía algunos problemas”, aseguró Erramuspe.

Todo esto es debido a que el joven había realizado amenazas de hacer una matanza en la FIC, ubicada en Juan D. Jackson y San Salvador, en el límite entre los barrios Parque Rodó y Palermo.

Estudiante fue detenido por amenazas de matanza en facultad de la UDELAR

La FIC tuvo que suspender clases ante publicaciones de un estudiante que trató de…

Todo volvió a la normalidad

La decana de la FIC, Gladys Ceretta, dio una conferencia la tarde de este viernes, en la que aseguró que la facultad pudo regresar a la normalidad con total tranquilidad para el alumnado. “Tomamos todas las medidas que garantizaran en primer lugar la integridad del ser humano en todas sus dimensiones, tanto la del estudiante -que seguramente estaba pasando por una situación compleja que no sabemos exactamente en qué consistía-, como la de toda la institución”, dijo.

“Las decisiones que tomemos de aquí en adelante también van a tener como principio tratar de respetar al ser humano en toda su dimensión”, aseguró.

En conversaciones con el joven intervino la ONG Último Recurso, que se encarga de prevenir el suicidio. “Se analizaron las redes sociales del estudiante, y me dijeron que la medida a tomar era cerrar la Facultad para salvaguardar la vida del colectivo”, declaró Ceretta, explicando que se cerró a las 3:30 de la madrugada, y se reabrió al mediodía con el visto bueno de las autoridades de Inteligencia Policial.

Si bien recordó que la FIC tiene casi 6000 estudiantes activos, Ceretta desestimó que el estudiante sufriera bullying o tuviera problemas con otros estudiantes: “contamos con una Unidad de Apoyo a la Enseñanza que hace seguimiento, y no teníamos ninguna denuncia”, aclaró.

Consultada sobre una eventual suspensión o expulsión, la decana respondió que “es muy apresurado hablar sobre cualquier acción que se pueda tomar. Tenemos que dejar que la justicia cumpla su proceso y después el Consejo tomará la decisión que haya que tomar”.

Ceretta aún no mantuvo contacto con la familia a pedido expreso de Inteligencia.

Te puede interesar

Te recomendamos

Publicá tu comentario

Compartí tu opinión con toda la comunidad

chat_bubble
Si no puedes comentar, envianos un mensaje